Fútbol, mufa y satisfaction

La llegada de los Stones revolucionó Uruguay y Referí cuenta algunas historias insólitas de sus integrantes con el deporte, desde el zaguero Richards hasta el basquetbolista Jagger

La fecha está marcada a fuego: el 16 de febrero de 2016 The Rolling Stones se presentarán por primera (¿y única?) vez en Uruguay, en un show que sólo puede compararse con la visita de Paul McCartney al Estadio Centenario.

The Rolling Stones, amos y señores del rock and roll desde hace más de 50 años, tocarán en Uruguay en el marco de América Latina Olé, la gira que comenzará el 3 de febrero en Chile y que luego se extenderá por Argentina, Brasil, Perú, Colombia y México.

Como toda banda legendaria, The Rolling Stones marcó hitos culturales que se volvieron icónicos y, como no podía ser de otra manera, sus integrantes tienen historias con el deporte.

The Rolling Stones

Jagger: el basquetbolista que no fue
Joseph Jagger y Eva Scutt trajeron al mundo el 26 de julio de 1943 a Mick Jagger en la ciudad de Dartford. El vocalista y frontman de The Rolling Stones es hijo del hombre que introdujo el básquetbol en Inglaterra cuando el deporte se trataba de una práctica innovadora en las canchas de Estados Unidos y Canadá, para combatir el frío de la nieve y que los estudiantes pudieran practicar un deporte bajo techo. Su padre impulsó a sus hijos a practicar esta actividad, sin éxito.

El hincha no deseado
Entre los fanáticos del fútbol circula la versión de que Jagger es mufa para los equipos de fútbol que apoya. Hincha del londinense Arsenal, el vocalista de The Rolling Stones apoyó a diferentes equipos en Copas del Mundo y, siempre, quedaron eliminadas. La leyenda comenzó en el Mundial de Francia 1998, cuando Jagger llegó a un palco vip del estadio Geoffroy-Guichard de Saint-Étienne para apoyar a su selección, Inglaterra, ante Argentina. El partido se fue a penales y los ingleses terminaron eliminados. En el Mundial de Alemania 2006 volvió a ser testigo desde un palco de la eliminación de Inglaterra a manos de Portugal y en el Mundial de Brasil 2014 se recibió de mufa. En la última cita apoyó a Estados Unidos, Brasil, Inglaterra y Argentina contra Ghana, Holanda y Alemania en dos ocasiones. Todos sus equipos perdieron. En las semifinales entró al estadio con una bufanda de Brasil en su cuello para el partido con Alemania. ¿El resultado? Ganaron los germanos 7-1. "Puedo hacerme responsable por el primer gol alemán, pero no por los otros seis", bromeó Jagger al final del encuentro. Un genio.

Ron Wood y Maradona: amistad fuera de control
Ron Wood es un fanático del fútbol, reconoce siempre su fanatismo por el West Bromwich Albion y su debilidad por los jugadores argentinos. Amigo personal de Diego Maradona, Wood fue visto en reiteradas ocasiones en el Camp Nou, a donde viaja por el fin de semana para poder ver a Lionel Messi en acción. Con Maradona compartió varias noches de diversión y hasta intercambió camisetas. En una de las tantas discusiones entre el astro argentino y Pelé, Maradona afirmó: "Cada vez que se le cruza la pastilla dice estupideces. Si él (Pelé) es Beethoven, yo soy el Ron Wood, Keith Richards y Bono del fútbol, todos juntos. Porque yo era la pasión del fútbol".

Richards: un zaguero "volado"
Keith Richards, oriundo del mismo barrio que Jagger, reconoce que el fútbol no le interesa en lo más mínimo. Sin embargo, en su autobiografía titulada Life, Richards reconoce que jugó en las divisiones juveniles de Brentford y que era un buen zaguero, pero tuvo un motivo de fuerza mayor para dejar el deporte: "Nadie en el club vendía buena calidad de marihuana. La mejor estaba en los campos del Queens Park Rangers". Todo dicho.

Stones borrados por morosos
Si bien la barra brava de Racing de Avellaneda se llama Racing Stones (por el fanatismo que tiene por la banda), es cierto que los integrantes de la mítica banda fueron socios del archirrival: Independiente. El empresario Daniel Grinbank, encargado de llevar a los Stones a Argentina en tres oportunidades, es fanático del Rojo de Avellaneda y por eso los músicos fueron socios del equipo hasta 2009. Ese año el club los borró del padrón social por morosos. Increíble.

La lengua favorita del Calderón
Si bien el primer recital de The Rolling Stones en España fue en Barcelona en 1976, su gran cita con el público ibérico tuvo lugar en el Estadio Vicente Calderón, cancha de Atlético de Madrid. El 7 de julio de 1982, los Stones desplegaron toda su energía para coronar una noche mágica. España, sumida en el fracaso deportivo de su mundial de fútbol y con el temor de un reciente golpe de estado, vibró con el corte difusión que los Stones pusieron en moda ese año: Start me up. Ante más de 60 mil fanáticos y con 2 mil polícias en las gradas del estadio colchonero, Mick Jagger, Keith Richards, Ron Wood, Bill Wyman y Charlie Watts (aún la formación de los Stones tenía cinco integrantes) hicieron delirar a sus seguidores con toda la potencia de temas que se volvieron símbolos como Under My Tumb, Angie, Brown Sugar, You Can't Always Get What You Want y Satisfaction. El periodista José Manuel Costa firmó la crónica del show ese día para el diario El Pais de Madrid y escribió: "Da gusto pensar que (Mick Jagger) tiene 38 años y todavía tiene humor para estas cosas". Vendrá a Uruguay con 72 años. Vivito y coleando. La espera valió la pena.

La selección de Perú dijo que no
La gira que traerá a la banda a Uruguay tiene una escala por Perú que trajo más problemas que soluciones. Los británicos solicitaron el Estadio Nacional de Lima pero la selección de Perú de fútbol se negó por compromisos. Ante ese escenario, la empresa Kandayu Producciones, encargada del evento debió arrendar el Estadio Monumental de Lima para el show.

Rolling Stones



Acerca del autor