Fuego cruzado entre Bengoechea y dirigentes

El DT dijo al marcharse que él mandó a sacar a los hinchas de Los Aromos; los directivos dicen que él no tuvo inconvenientes
El dirigente de Peñarol Rodolfo Catino dijo que el club no tuvo ningún problema de seguridad mientras Pablo Bengoechea fue entrenador del equipo.

"No sé a qué se refirió, pero acá está Julio (Sanguinetti), presidente de la comisión de seguridad del club que ya lo manifestó el domingo, y ustedes ven cómo se trabaja en Los Aromos con seguridad en la puerta y no ha habido problemas mientras Pablo fue el entrenador", dijo Catino el lunes en la conferencia de prensa de presentación de Jorge "Polilla" Da Silva como nuevo entrenador del club.

"No existió ningún reporte del entrenador a los dirigentes o encargados de seguridad sobre temas vinculados a la seguridad. No sabemos a qué se refería Pablo, tal vez ocurrió algo que nosotros no sabemos", agregó.

El viernes, en la conferencia de prensa en la que anunció que lo habían destituido, Bengoechea dijo: "Los insultos que recibí en el Clausura ante Defensor fue por eso. Cambia la seguridad, había gente que venía a los Aromos, se los sacó y se manifiestan. Ojalá eso no exista más, y los dirigentes nuevos sigan controlando eso, que es vital".

¿A qué se refirió Bengoechea? El 1º de julio de 2015, Referí informó sobre un incidente entre el entonces encargado de seguridad del club, Washington Vega, y Edgardo Lasalvia, representante de varios futbolistas juveniles de Peñarol que trabaja junto con Jorge Chijane y Gerardo Rabajda.

Según informó entonces a Referí gente de su entorno, Lasalvia fue a Los Aromos a llevarle unos papeles al juvenil Fabrizio Buchiazzo, pero el responsable de seguridad de Peñarol le impidió la entrada, ya que el entrenamiento era a puertas cerradas. Juan Ahuntchain tuvo que interceder entonces para calmar las aguas. Era el primer día de pretemporada.

El 13 de agosto de 2015, Sanguinetti le dijo a Referí: "Hace algunas semanas hubo un incidente y ayer (el martes 11 de agosto) se dio otro. Por eso decidimos dejar de abrir las prácticas al público al menos por la semana que viene. Capaz que lo hacemos por un tiempo más".

Es decir que durante el ciclo de Bengoechea sí existió un inconveniente con los hinchas en Los Aromos (el otro fue entre un empresario y la seguridad del club). Lo que los dirigentes dicen es que el entrenador no tuvo ningún problema con los hinchas y que los integrantes del plantel tampoco. También afirman que la decisión de sacar a los hinchas de Los Aromos fue del club y no del exentrenador.

"Estamos confeccionando un plan de seguridad más claro para poder identificar a quienes ingresan a nuestra concentración. Lo que ocurrió el martes no fue un hecho aislado. Por lo que me informaron, fue una provocación a un integrante de la seguridad de Peñarol. Esto no puede volver a pasar. Si sumamos el otro episodio ocurrido a principios de julio, todo parece que esto ocurre por el cambio de relacionamiento que está haciendo el club con relación a la Tribuna Ámsterdam para los socios. Eso va a ser así y no vamos a cambiar", agregó entonces Sanguinetti.

El partido contra Defensor se jugó el 30 de agosto. Pero desde antes, la hinchada venía manifestándose en contra de la dirigencia que comenzó a adoptar medidas de seguridad internas tras los graves incidentes protagonizados por la hinchada aurinegra en la final perdida ante Nacional.


Populares de la sección