Forlán y Lugano, dos leyendas con finales diferentes

Mientras el delantero anunció su retiro de la selección, el zaguero entiende que el alejamiento de la celeste debe ser algo “natural”

Los Diegos, Lugano y Forlán, fueron compañeros de selección durante más de 10 años, período en el que se consolidaron como máximas figuras y referentes del segundo ciclo del entrenador Óscar Tabárez , tanto dentro como fuera de la cancha.

Además, durante ese tiempo compartieron habitación en todas las concentraciones. Fueron varias horas juntos marcadas por la prolijidad del delantero y el desorden del zaguero, dos mundos diferentes, tal como lo han reconocido.

Y ahora, en los últimos años de sus carreras, ambos también han tomado distintos caminos en su ocaso celeste: Forlán anunció públicamente días atrás su retiro de la selección, mientras que Lugano manifestó que nunca dejará al combinado.

“Tengo 35 años; he vivido momentos inolvidables con la selección pero creo que ha llegado el momento de dar a los jugadores más jóvenes las mismas oportunidades que tuve yo”, dijo el delantero tras anunciar su retiro.

Por su parte, Lugano disintió con respecto al atacante. “Lo que Diego decidió, uno lo respeta pero, la verdad, no es mi postura, no la comparto”, dijo el pasado martes al programa Uno X Uno de VTV.

El zaguero que fue capitán celeste hasta el Mundial de Brasil, indicó que en esas horas junto a Forlán en la selección hablaron de sus últimos días en la celeste.

“Siempre nos imaginábamos que ese momento se aproximaba, prácticamente empezamos juntos y estuvimos unos 10 años en la selección”, dijo.

Forlán contó que en el Mundial de Brasil fue cuando se dio cuenta “que las cosas estaban tomando un nuevo aire con la llegada de savia nueva” al combinado. “El fútbol no espera a nadie”, indicó.

Lugano, por su parte, dijo que “lo natural” es que “la selección lo retire a uno” y no al revés.

“Si un día, mientras juegue al fútbol, me precisa la selección para un partido, un torneo, un minuto, o para lavar los pisos, no creo que por haber sido 10 años capitán cambie la mentalidad que yo tenía en mis orígenes, de que la selección era todo”, indicó.

Además, ambos han manifestado distintos enfoques con respecto a su futuro en el fútbol uruguayo. “No me veo en otro club que no sea Peñarol”, dijo Forlán vislumbrando sus últimos años de carrera. En tanto, Lugano descartó jugar en los grandes para mantener la identificación de la gente ganada en la celeste. “¿Por qué dividir las aguas?”, dijo el zaguero, quien tampoco quiere un partido de despedida, como la AUF le planteó al ex 10 celeste.

“Eso es lo bueno que tenemos con Diego. Hemos compartido muchos años, somos diferentes y por eso nos complementamos bien”, señaló Lugano.

Dos leyendas, con dos finales distintos en la celeste.


Populares de la sección

Comentarios