Fénix se pasó de la raya en Lima

El equipo de Capurro se presentó ante Alianza Lima y en el partido se generó un tumulto; Ligüera reconoció “nos pasamos un poquito”

Para Fénix parece no haber partidos amistosos. El equipo de Capurro se presentó en la denominada “Noche del Juramento Blanquiazul”, donde Alianza Lima presentó su plantel, y el capitán Martín Ligüera terminó pidiendo disculpas por la rudeza de su equipo en algunas acciones de juego.

Primero fue expulsado Lucas Cavallini. Pero el encuentro se “picó” luego de que Christian Cueva, autor del gol, decidió que era tiempo de montar su show y comenzó a dominar la pelota. Su postura determinó una dura entrada de Ángelo Gabrielli que lo mandó al suelo de un patadón.

“Después de ello llegó la guerra”, reveló la prensa peruana.
El diario Libero expresó: “Manotazos en el medio del campo, y las rojas para Gabrielli y Julio Landauri, quien salió en defensa de “Aladino” Cueva. No se dejaron los íntimos, demostraron que se saben defender hasta en los puños. Parecía un compromiso oficial”.

Una vez finalizado el partido Martín Ligüera, que jugó en Alianza y fue aplaudido por los parciales peruanos, reconoció: “De repente salió más duro de lo que pretendíamos.El uruguayo es así… de repente hay que reconocer que nos pasamos un poquito, era un partido de fiesta y pido disculpas en nombre del club. Pero en el campo no se piensa y es difícil controlar las emociones”.

El partido terminó con triunfo de Alianza por 1 a 0. Fénix formó con Mejía; Gabrielli, Perg, Pallas, Álves; Papa (83’ Carro), Ferro (75’ Schettino), Ligüera (75’ Blanco), Waterman (85’ Álvarez); Cavallini y Siles (69’ Banchero).

 

 


Populares de la sección

Comentarios