"Estamos en deuda con el rendimiento"

El volante fue el jugador más regular del Apertura y reconoce que deben jugar mucho mejor de cara a la doble competencia mirasol
Luis Aguiar fue el motor de juego del Peñarol campeón del Apertura. A su duro carácter le sumó una visión de juego que los delanteros de Peñarol aprovecharon como nadie y, en este último semestre, le tocó la responsabilidad de liderar el grupo como referente, una tarea que le agrada.

Antes de irse de vacaciones, donde visitó Guichón para irse de caza con amigos, Juan Lacaze para participar de una nueva edición de la "Fiesta del Gaucho" que organiza Cristian Rodríguez y Punta del Este para comenzar a entrenar con el profesor Andrés Barrios, habló de todo con Referí.

La última semana fue muy dura desde lo físico, ¿las vacaciones sirven para recuperar?
Entrenamos una semana muy fuerte y luego un trabajo de relajación para despedirnos y estuvo bueno, pero los últimos días trabajamos muy duro para acumular trabajo porque a la vuelta tenemos pocos días y estamos medios apretados con el inicio de la doble competencia. Hicimos una pretemporada adelantada para ganarle días al calendario y poder llegar bien a la competencia que tendrá varios frentes muy difíciles y hay que estar a la altura. El cuerpo técnico planteó la idea de adelantar trabajo y el grupo aceptó de inmediato.

Fueron criticados por el poco nivel de juego que mostraron pero terminaron ganando el torneo corto del segundo semestre, ¿qué balance hacen al final del Torneo Apertura?
El balance es positivo, se ganó el campeonato y el primer objetivo que nos planteamos en Los Aromos está cumplido. Obviamente quedamos en deuda con el hincha a nivel de rendimiento porque no jugamos tan bien como nosotros queríamos.

A mucha gente no le gustó el juego mostrado por Peñarol a lo largo del Torneo, ¿son conscientes de que no jugaron a la altura de las expectativas?
Siempre fuimos autocríticos, sabemos que tenemos una calidad colectiva como plantel e individual a nivel de jugadores para rendir muchos más de lo que hicimos, entonces creo que por ahí nos ganó la ansiedad y la pasión de la gente por cerrar el título en la última semana. El título es para todos los que hablaron, para que disfruten el campeonato, pero somos conscientes de que el rendimiento no fue el esperado por nosotros.

Es su cuarta etapa en el club y todas con buen rendimiento, ¿le costó asentarse en Peñarol a largo plazo?
En Los Aromos me siento en mi casa, estoy muy contento acá, es mi cuarta vez en Peñarol y me siento muy cómodo, tengo contrato vigente y no puedo pedir más que eso.

Y esta vez es referente.
Me tocó desde el cinco de enero que volví al club ser un poco el referente del plantel y cuando se fue Tony (Antonio Pacheco) tuve que ayudar a Marcelo (Zalayeta) y al Hormiga (Carlos Valdez) a llevar un poco al grupo hacia adelante. En las etapas anteriores estaba también Darío (Rodríguez) que llevaba un poco la voz del grupo. Es importante para mí, me gusta el rol dentro del grupo y no me pesa.

¿Fue su etapa más regular en Peñarol?
Yo me sentí mejor en otras etapas, en la Copa Libertadores 2011 con Diego Aguirre estaba en un nivel de juego que me gustaba mucho y el título que perdimos con Jorge Fossati ante Liverpool también fue un buen momento, me sentía más cómodo desde el juego, pero vengo siempre a Peñarol con muchas ganas y creo que eso quedó demostrado.

Durante el campeonato, Málaga envió captadores a ver a Nahitan Nandez y se volvieron a España encantados con su juego, ¿hubo algún llamado?
Sinceramente no, tengo contrato en Peñarol, estoy cómodo y no me quiero ir. Obviamente que si llega una oferta importante para mí y para el club lo hablaré. Yo no tengo representante, me manejo solo y no me llamaron.

¿Va a realizar un trabajo específico con Andrés Barrios durante las vacaciones?
Si es una forma de moverse para llegar mejor a la pretemporada. Ya hace tiempo que vengo trabajando con Andrés Barrios (entrenador personal de los atletas uruguayos Andrés Silva y Déborah Rodríguez) y siempre me dio resultado.

¿Es especial compartir un plantel con un amigo como Guillermo Rodríguez?
Si, Guillermo es un hermano, lo llevo tatuado en la piel y lo quiero mucho. Compartimos cosas muy importantes en los últimos años, adentro de la cancha y afuera también, que son más importantes que un partido de fútbol o un campeonato. Ojalá podamos seguir mucho tiempo más juntos porque la pasamos muy bien.

Igual adentro de la cancha se dicen de todo.
Si (risas) él se calienta mucho, es parecido a mí pero ya no conocemos nuestros límites y no pasa nada.

Populares de la sección

Acerca del autor