España advierte sobre Uruguay: “Es el rival más duro”

Varios jugadores del campeón del mundo resaltaron lo duro que será el debut del domingo. "Es el hueso del grupo", dijo Soldado

Los jugadores españoles Roberto Soldado y Jesús Navas avisaron este jueves del potencial de Uruguay tres días antes del partido que les enfrentará a la selección celeste y que significará el debut de ambos en la Copa Confederaciones de Brasil.

Los dos futbolistas fueron los encargados de dar en Recife (noreste de Brasil) la conferencia de prensa diaria del equipo, que este jueves por la tarde realizará su primer entrenamiento en tierras brasileñas.

"Es el rival más duro y ya conocemos la importancia del primer partido", aseguro el extremo andaluz Navas, que jugó la pasada temporada con el Sevilla y la próxima lo hará con el equipo inglés del Manchester City.

"Es una de las selecciones más potentes" del torneo que reúne a los campeones continentales, coincidió Soldado, el delantero centro del Valencia español.

"Será un comienzo muy difícil ante una selección que está muy fuerte y ha hecho buenos torneos en los últimos años", agregó el atacante, en referencia al cuarto puesto logrado por Uruguay en el Mundial de Sudáfrica-2010 y a su reciente victoria en la Copa América de 2012.

"Es el hueso del grupo", sentenció.

El partido Uruguay-España se disputará este domingo a las 19H00 (22H00 GMT) en el estadio Arena Pernambuco de Recife, con capacidad para 46.000 espectadores.

España viene de jugar dos amistosos en Estados Unidos que se saldaron con dos victorias -2-1 ante Haití y 2-0 ante Irlanda.

Por su parte, Uruguay, su rival el domingo, viene con la moral alta por su victoria lograda el pasado martes ante Venezuela en Caracas (0-1) en eliminatorias mundialistas.

Tahití y Nigeria completan el grupo de España y Uruguay, del que saldrán dos semifinalistas. El otro está integrado por las selecciones de Brasil, Italia, Japón y México.

El partido entre los anfitriones y Japón -curiosamente los dos únicos clasificados para el Mundial de 2014- abrirá la competición este sábado en Brasilia.

Pese a su palmarés -Uruguay dos mundiales, España uno-, ninguno de los dos equipos ha ganado nunca la Copa Confederaciones, un torneo que empezó en 1992 y que alcanza este año en Brasil su octava edición.

La posibilidad de ganarlo en el legendario Maracaná de Río de Janeiro, y en una tierra de fútbol como Brasil, es un estímulo adicional para los españoles.

"Es un poco más especial por la tradición que tiene Brasil", admitió Soldado, que no estuvo en ninguno de los dos europeos y ni en el Mundial que ganó España.

"Es mi primer torneo grande y a mis compañeros, que ganaron todo, es un torneo que les falta", afirmó el delantero valencianista.

Soldado es objeto de debate en los últimos días porque se disputa el puesto de delantero centro titular con David Villa, del Barcelona, y con Fernando Torres, del Chelsea.

Sin embargo, todo depende de que el entrenador Vicente del Bosque opte por alinear un delantero centro puro o le dé la labor de ariete a un centrocampista ofensivo como Cesc Fàbregas, del Barcelona, una opción que le proporciona al equipo mayor velocidad y capacidad de sorpresa ante defensas rocosas.

"Trabajo cada día para intentar ser el 9 de España", dijo Soldado, pero "la selección funciona cuando juega con un nueve puro y cuando no", afirmó.

La lluvia que está cayendo en Recife desde hace al menos tres días y que podría prolongarse hasta el día del partido no inquieta a los españoles.

"Un poco de lluvia acelera el ritmo del balón. La tradición aquí en Sudamérica es de terrenos más secos y la bola va más lenta. Nos puede beneficiar" ante Uruguay, afirmó Soldado.

"Estamos acostumbrados a jugar en todo tipo de terrenos y ambientes. Si hay lluvia el terreno estará más rápido y eso puede beneficiarnos", coincidió Navas, aludiendo a la circulación rápida del balón que distingue a España.

De su lado, preguntado por las posibilidades de Brasil en la Copa Confederaciones, el secretario general de la FIFA, Jerome Valcke, dijo que su mayor problema es que sus mejores jugadores están dispersos por muchos países, y citó a España como caso opuesto.

"La fuerza de España es que, la mayoría (de sus jugadores) juega en el Barcelona", dijo Valcke en una entrevista con UOL Brasil.

"Pelé dice sobre los grandes jugadores que tienen que aprender a jugar juntos. Pero eso es un problema cuando la mayoría no juega en su país", aseguró el directivo de la FIFA sobre Brasil, antes de su reflexión sobre el Barcelona.

Diez de los veintitrés jugadores convocados por Vicente del Bosque para disputar la Copa Confederaciones son del FC Barcelona, dominador del fútbol internacional en los últimos años hasta la irrupción esta temporada del Bayern de Múnich alemán.

España valora a Uruguay

Populares de la sección

Comentarios