En Madrid empezó la fiesta

La capital española festejó por partida doble luego del empate del aleti, con Diego Godín como héroe quien se comparó con Ghiggia, que alcanzó la liga y dejó sin chances a un barcelona sin entrenador

Atlético de Madrid, equipo de los uruguayos Cristian Rodríguez, Diego Godín, José María Giménez y el profe Óscar Ortega, se proclamó campeón de la Liga española después de dieciocho años, tras arrancar un épico empate ante Barcelona en el Camp Nou (1-1), con gol de cabeza de Godín, en el último partido de la Liga BBVA. La última vez que el colchonero había logrado el título, Diego Pablo Simeone, hoy entrenador, era una pieza clave en el mediocampo.

“Me sentí Ghiggia”

Diego Godín, uno de los héroes discretos de la época dorada que vive Atlético de Madrid con seis títulos en cuatro años, saltó al primer plano con un cabezazo histórico en el Camp Nou que dio la décima Liga española a los ‘colchoneros’.

En el minuto 49 del partido, el internacional celeste se elevó y conectó con de cabeza un tiro de esquina del capitán Gabi para empatar el partido (1-1), lo que a la postre supuso el título rojiblanco.

“Sin duda es el gol más importante de mi carrera. Sólo podría superarlo uno en la final de Champions o del Mundial. En parte pude sentir lo mismo que Ghiggia en el Maracanazo, al silenciar a todo un estadio”, fueron las primeras palabras de Godín a la cadena ESPN.

Eclipsado por las estrellas del equipo como Diego Costa, Arda Turan o David Villa; Godín forma con el brasileño Miranda una pareja de centrales sobria, compenetrada, autoritaria y muy segura.

Sin duda, junto con el portero internacional belga Thibaut Courtois y los laterales Juanfran Torres y Filipe Luis, una zaga de garantías, la primera de las claves del éxito rojiblanco, capitaneado desde el banco por el entrenador argentino Diego Pablo Simeone.

Pero tanto el internacional brasileño, no convocado para el Mundial por Scolari, como Godín, un fijo en Uruguay, se guardan siempre un as en la manga, sus sorprendentes cabezazos en el área rival.

Si en la final de la Copa del Rey 2013, en el Santiago Bernabéu, fue Miranda el que conectó la pelota para dar un histórico triunfo al cuadro rojiblanco, esta vez fue el turno de su compañero.

Godín, de 28 años, llegó a Atlético de Madrid en 2010 procedente de Villarreal, donde había jugado tres temporadas tras buenas actuaciones en Cerro y Nacional. En el submarino amarillo se convirtió en uno de los defensas más deseados por los grandes del fútbol europeo.

Finalmente fue el Aleti quien se hizo con sus servicios y desde su arribo se ha convertido en un pilar defensivo con más de 120 partidos disputados en cuatro años.

Martino se despidió

Gerardo Martino anunció su marcha de Barcelona tras el 1-1 ante el Atlético de Madrid. El equipo blaugrana dejó escapar la Liga de España, la Liga de Campeones y también la Copa del Rey, al perder la final frente al Real Madrid. 

“Ha sido un enorme orgullo dirigir a estos futbolistas”, cerró tras el partido acompañado por el presidente, Josep Maria Bartomeu, y el director técnico, Andoni Zubizarreta.


Populares de la sección

Comentarios