Empresario argentino implicado en escándalo de FIFA no irá a la cárcel

Alejandro Burzaco, uno de los 14 implicados en casos de corrupción de la FIFA, pagó una fianza y retornó a su casa
En un tribunal del distrito de Brooklyn, Burzaco se declaró no culpable de los tres cargos imputados --extorsión, lavado de dinero y el fraude electrónico - y así el juez fijó una fianza de 20 millones de dólares, suma que el acusado aceptó pagar.

Burzaco, de 51 años y quien se entregó en junio a la Policía en Italia, compareció ante un tribunal de Nueva York vistiendo un traje oscuro, corbata celeste clara y camisa blanca, constató un reportero de la AFP.

Los fiscales aceptaron su liberación, diciendo que no había riesgo de que huyera, pues se había entregado voluntariamente a la policía italiana. Burzaco entregó su pasaporte a las autoridades, deberá llevar un dispositivo de monitoreo electrónico y no podrá salir de Nueva York y Long Island.

El expresidente del comité ejecutivo de Torneos y Competencias SA (TyC), una empresa de marketing deportivo, es uno de los 14 socios, funcionarios y exfuncionarios de la FIFA acusados por las autoridades estadounidenses, en un extenso caso de corrupción que sacude al fútbol internacional.

Está acusado, entre otros delitos, de haber pagado 110 millones de dólares en coimas a una entidad conocida bajo el nombre de Datisa para que la Confederación de Norteamérica, Centroamérica y el Caribe de Fútbol (Concacaf) y la Confederación Sudamericana de Fútbol (Conmebol) le otorgaran los derechos de televisación de tres Copas América (2015, 2019 y 2023) y la Copa del Centenario de 2016, según el acta de acusación divulgada en mayo por las autoridades estadounidenses. Al menos 40 millones ya fueron pagados, según la misma fuente.

Las autoridades estadounidenses inculparon el pasado 27 de mayo a 14 personas, nueve responsables de la FIFA y cinco socios, acusándoles de haber solicitado y recibido más de 150 millones de dólares en sobornos y comisiones en un periodo de 25 años.

La justicia estadounidense ha considerado la existencia de un cuadro "endémico" de corrupción dentro de la FIFA.

Es el tercer del grupo de 14 empresarios y dirigentes internacionales de la FIFA inculpados por la justicia estadounidense en comparecer en Brooklyn.

Antes Jeffrey Webb, exvicepresidente de la FIFA y expresidente de la Concacaf, se había presentado el 18 de julio y se declaró no culpable en Nueva York.

Webb, ejecutivo de doble nacionalidad -británica y de Islas Caimán- quien según la fiscalía fue uno de los que recibió parte de esos 110 millones. Fue puesto en libertad a cambio de una fianza de 10 millones de dólares.

También, había comparecido el empresario estadounidense Aaron Davidson, abogado con sede en Miami, Florida (sureste), quien obtuvo su libertad bajo fianza a cambio del pago de cinco millones de dólares.

Davidson es sospechoso, como su empresa Traffic Sports USA, de haber pagado millones de dólares a Jeffrey Webb para obtener los derechos exclusivos de torneos de fútbol.

De acuerdo con documentos de la corte, Aaron Davidson buscaba un acuerdo negociado con los fiscales para obtener una sentencia más leve.

Una nueva audiencia para Alejandro Burzaco está programada para el 18 de septiembre próximo.

Fuente: AFP

Populares de la sección