El violeta se floreó

En el Prado, los del Parque Rodó pegaron en los momentos justos y se terminaron quedando con la victoria con goleada por 4-0 sobre el conjunto bohemio

Con un marco espectacular, creado por el clima, la gente y el escenario, Defensor Sporting se quedó con una victoria por 4-0 en su visita a Wanderers.

De movida el conjunto violeta se puso en ventaja con un gol de cabeza de Ramón Arias, quien tiró por borda todo tipo de especulaciones por parte de los entrenadores. Los de Tabaré Silva se soltaron y se adueñaron del partido de arranque, mientras que los de Arias, demoraron en levantarse del golpe que le generó ese tanto tempranero.

El local terminó mejor la primera parte, yendo arriba con mucha gente y empujando desde los pies de Maxí Rodríguez. El comienzo del complemento mantuvo esas características pero, ahora también, con el aporte del “Cangrejito” Cabrera.
 
Sin embargo, cuando Wanderers dominaba y se acercaba al tanto del empate, Aníbal Hernández se llenó el pie con un zapatazo que dejó sin nada que hacer a Diego Pérez, decretando el 2-0 para los violetas. El gol significó un baldazo de agua fría para el local que, más desordenado, siguió yendo.

Cerca del final, y con casi con todo el pescado vendido, Defensor Sporting redondeó la victoria con dos goles más que le permitieron terminar goleando. Primero fue Diego “Torito” Rodríguez, con un remate cruzado, y luego Ignacio Risso, que definió por encima del golero.

En definitiva, la victoria fue justa para el equipo violeta que defendió de forma brillante y fue contundente en momentos claves. El bohemio generó, pero siempre encontró bien parada a la última línea rival. La diferencia entre ambos terminó siendo un tanto abultada para lo que mostraron ambos equipos en el Parque Viera.

La victoria le permite a Defensor Sporting llegar a los cuatro puntos, mientras que Wanderers se quedó con los tres de la victoria en la primera fecha ante Cerro Largo. 


Populares de la sección

Comentarios