El tiburón ganó dos oros e hizo más grande su leyenda

Michael Phelps ganó en los 200 metros mariposa y en relevos 4X200 libres, y llegó 21 oros olímpicos de su carrera

Para los amantes del deporte no fue un día más: el legendario Michael Phelps sumó este martes dos nuevas medallas de oro y llegó a las 21 preseas doradas al ganar los 200m mariposa y luego vencer con el equipo de relevos de Estados Unidos en la prueba olímpica de los 4x200m libres. De esa forma, en los Juegos de Río de Janeiro 2016, agregó un capítulo más a la leyenda que construye desde hace años y que puede ser más grande en los próximos días.

En los 200m mariposa, Phelps registró un tiempo de 1:53.36 en un duelo cabeza a cabeza con el japonés Masato Sakay y el húngaro Tamas Kenderesi –el joven que le había ganado la serie y la semi, y amenazaba ser su sucesor– que completó el podio, mientras que el defensor del título y gran verdugo, el sudafricano Chad le Clos, terminó cuarto. Fue una verdadera batalla naval, donde otro grande como Laszló Cseh no pudo meterse ni en el podio.

Para dar cabal muestra de su logro: es el primer nadador que pierde un título y lo recupera en los Juegos siguientes en 120 años de los Juegos Olímpicos. Los 200 m mariposa es su carrera favorita, la primera que disputó en unos Juegos Olímpicos, hace 16 años en Sídney 2000.

El astro supo administrar energías y después de los 150 metros aceleró en un encarnizado duelo con el japonés y el húngaro.

Luego, Phelps sumó un segundo oro este martes para llegar a los 21, tras vencer con el equipo de relevos de Estados Unidos la prueba olímpica de los 4x200m libres.

El nadador, que 20 minutos antes ganó los 200m mariposa de Rio 2016, partió cuarto con una excelente ventaja de más de un cuerpo que sacaron Conor Dwyer, Townley Hass y Ryan Lochte. Gran Bretaña llegó segundo y Japón tercero.

El cuartero estadounidense, dominador durante toda la prueba, paró el crono en 7:00.66, con tres segundos de ventaja sobre los otros dos ocupantes del podio, aunque no pudo batir el récord mundial (6:58.55) en poder del equipo de las barras y estrellas desde Roma-2009.

Con esta medalla, el 'Tiburón de Baltimore' suma a sus 31 años y ya el atleta con más medallas de la historia del olimpismo, su metal número 25, contando oros, platas y bronces.