El TAS baja la sanción a Sharapova

La tenista rusa vio reducida a quince meses su suspensión de dos años por dopaje y volverá en abril

La tenista rusa Maria Sharapova vio reducida a quince meses su suspensión de dos años por dopaje, tras la decisión tomada por el Tribunal Arbitral del Deporte (TAS), anunció este martes este organismo con sede Lausana.

La fecha del inicio de la suspensión de Sharapova había sido fijada en el 26 de enero de 2016, día en que la que fue número uno mundial dio positivo al meldonium en el Open de Australia.

Con la decisión del TAS podrá volver a las canchas el 26 de abril de 2017, en lugar del 26 de enero de 2018, justo antes del torneo de Roland Garros, que ha ganado dos veces.

"Uno de los días más felices" de su carrera, afirmó este martes la tenista. "Podré retomar el tenis en abril (...), cuento los días", dijo exultante la rusa en un mensaje en su página de Facebook.

La rusa de 29 años, privada de los últimos Juegos Olímpicos de Rio, tras haber sido plata en Londres-2012, había sido suspendida dos años por la Federación Internacional de Tenis (ITF) el 8 de junio por haber tomado meldonium, un medicamento inscrito desde enero en la lista de productos prohibidos.

El TAS, que juzgaba en apelación, reconoció culpable a la rusa de una "violación del código antidopaje" pero "sin falta significativa". Por esta razón, el organismo juzgó esta suspensión de quince meses "apropiada".

Prohibido desde enero

El veredicto era primero esperado el 18 de julio, pero el TAS aplazó primero su decisión al 19 de septiembre para dejar tiempo a las partes para "aportar elementos que respondan a los diferentes interrogantes".

Principalmente utilizado en la prevención de infartos, el meldonium está clasificado entre las hormonas y moduladores metabólicos (Grupo S4) desde el 1 de enero de 2016.

"He aprendido mucho en este caso, y espero que la ITF también", afirma Sharapova en Facebook.

La rusa, ganadora de cinco torneos del Grand Slam, había explicado que tomaba este medicamento por prescripción médica desde hace diez años para tratar "un déficit de magnesio, una arritmia cardíaca y casos de diabetes en mi familia".

"Soy responsable de no haber sabido que esta sustancia en venta libre, que tomo desde hace diez años, no estaba autorizada. Pero (...) otras federaciones (de otros deportes) informaron mucho mejor a sus atletas de este cambio de reglamento, especialmente en Europa del Este donde el Mildronate (el nombre comercial del meldonium) es comúnmente consumido por millones de personas", añade la rusa.

"Ahora que este asunto ha terminado, espero que la ITF y las instancias antidopaje del tenis se inspiren en lo que han hecho las otras federaciones, con el fin de que ningún otro tenista pase lo que yo he pasado", concluye.

El fallo

El TAS explicó hoy en un comunicado que Sharápova violó las reglas antidopaje al consumir un fármaco incluido en la lista de sustancias prohibidas, pero éste no fue un error "significativo". "Por ello, la descalificación de quince meses es el castigo más apropiado", señala.

La nota recuerda que la rusa admitió públicamente que había cometido esa infracción "de manera inadvertida", ya que ella y su equipo no llegaron a darse cuenta de que Meldonium había sido incluido en la lista de sustancias dopantes en enero pasado.

Además, recordó que su doctor le había prescrito ese medicamento hace diez años y que no lo consumió para mejorar su rendimiento, sino por motivos de salud, por lo que recurrió al TAS para que le rebajara la sanción impuesta por la ITF.

El entrenador del equipo olímpico, Vladímir Camelzon, aseguró que la decisión del TAS permitirá a Sharápova "recuperar su buen nombre" y acusó a la ITF y a la Agencia Mundial Antidopaje (AMA) de "inventar un problema para acabar con una gran deportista".

La ITF impuso el 8 de junio una suspensión de dos años a Sharápova por consumo de Meldonium, fármaco que se utiliza para combatir los problemas cardiovasculares y que, entre otros, su inventor y el presidente ruso, Vladímir Putin, no consideran sustancia dopante.

En cambio, la federación internacional considera que Meldonium es un "modulador metabólico" que incrementa el rendimiento físico y mental.

Sharápova, que en un principio admitió que había cometido "un gran error" y pidió "una segunda oportunidad", negó después que consumiera Meldonium diariamente y que "fuera avisada cinco veces sobre la inminente prohibición de la medicina".

Nada más conocerse la sanción, algunas compañías rompieron sus contratos publicitarios con la deportista, considerada la más rica del mundo y que perdió muchos millones de dólares debido al escándalo de dopaje, aunque otras empresas la defendieron hasta el final.


Fuente: AFP

Populares de la sección