El póquer de ases ya está

Todavía hay cartas en juego para los que quieren entrar al torneo de los ocho mejores

A diferencia de la puntuación del ranking tradicional de la ATP, en el que se suman los puntajes de los mejores resultados de las últimas 52 semanas, la clasificación que va mostrando la evolución de la llamada carrera a Londres, es decir, al Master final del circuito, toma en cuenta los resultados registrados durante el año calendario.

Lógicamente, al finalizar la temporada ambas clasificaciones coinciden y de quien termina en la cima se puede decir que es el mejor tenista del año sin temor a equivocarse.

Mientras tanto, la carrera a Londres no requiere de cálculos acerca de cuántos puntos defiende cada jugador en los torneos que separan el presente con el Masters, sino de una suma directa de los puntos que cada jugador posee actualmente con los que coseche en la recta final.

Por ello, si bien el suizo Roger Federer es el número uno del mundo actual, el serbio Novak Djokovic es quien lidera la carrera a Londres, seguido sí de Federer.

Ambos ya tienen la clasificación al Masters asegurada, de la misma manera que el español Rafael Nadal y el británico Andy Murray.

Estos son cuatro de los ocho tenistas que estarán en el final del año buscando puntos que pueden ser vitales para cerrar la temporada en lo alto.

Lo jugoso está en las otras cuatro plazas, pues apenas 1.000 puntos separan al octavo, hoy el francés Jo-Wilfried Tsonga, con el decimoquinto aspirante al Masters.

Pero no solo Tsonga tendrá que sellar su clasificación, sino que aquellos que están más arriba como el español David Ferrer (5º), el argentino Juan Martín del Potro (6º) y el checo Thomas Berdych (7º) también tendrán que luchar para no perder la posición a manos de otros tantos que vienen embalados, aunque mirándola desde abajo.

Al acecho

Hay varios interrogantes que se plantean por lesiones, que le abren mayores expectativas a los que vienen cerca de las ocho primeras posiciones, pero también es verdad que varios son los torneos que quedan por sumar, especialmente los dos de la serie Master 1000 como los son Shanghái y París.

Si alguno de los que están entre el quinto y el octavo lugar gana uno de estos torneos estará asegurando su participación en Londres, pero los de arriba no dejarán nada librado al azar con tal de seguir sumando con el fin de llegar primero a fin de año.

De esta manera, las tempranas eliminaciones serán fatales para cualquiera de la decena de aspirantes que están por detrás de los ya clasificados y que sueñan con Londres.  


Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios