El plan secreto de los jugadores de Peñarol

Luego de un mal Apertura Un grupo de jugadores aurinegros tomó la iniciativa de entrenar en plena licencia, sin ropa del club y alquilando una cancha

"No, por acá no anduvieron. A lo mejor están en el Náutico, ahí enfrente. Ellos tienen una cancha de sintético”, responde el canchero de Defensor Sporting en el complejo Pichincha. El rumor de que los jugadores de Peñarol se estaban juntando para entrenar había llegado a la redacción de El Observador y la búsqueda se inició.

El hombre, luego de bajar del tractor con el que cortaba el pasto, acotó: “Ayer había una cantidad de autos buenos ahí en enfrente; de pronto están en el Náutico”.

Desde la puerta de ese club, allá a lo lejos, se divisa a Marcelo Zalayeta, el Lolo Estoyanoff que ya luce peinado nuevo, Luis Aguiar, Juan Castillo y Sergio Orteman, entre otros.

El rumor se transformaba en noticia. Un grupo importante de futbolistas de Peñarol se reúne todas las mañanas para entrenar. Lejos de aprovechar el calor de la temporada y hacer playa, asumieron el compromiso de ponerse en forma antes de lo previsto.

Las causas pueden pasar por el mal campeonato Apertura que realizaron y la aspiración de ganar tiempo trabajando antes de la fecha estipulada para regresar de la licencia. Vale recordar que Peñarol este año contará con la doble actividad del Clausura y la Copa Libertadores. El torneo continental es todo un tema en Uruguay. Es que los equipos empiezan a trabajar más tarde que el resto de los países y cuando salen al ruedo recién están abandonando las tareas de pretemporada. Conclusión: clasificar a la segunda rueda se transforma en una lucha titánica.

Por eso, la gremial de futbolistas autoriza a los clubes que deben jugar la primera fase de la Copa (la de clasificación a la ronda de grupos) a iniciar las tareas antes de la fecha que marca la licencia, ya que comenzarán a competir muchos días antes que el resto de las instituciones.

Cuando el vehículo se detuvo frente a la puerta de ingreso del complejo los jugadores aurinegros comenzaron a mirar y a hablar entre ellos. Y en momentos en que vieron descender al fotógrafo de El Observador se pararon, y con Marcelo Zalayeta a la cabeza, se metieron dentro del local. A los pocos minutos volvieron y comenzaron a retirarse del lugar que alquilan para entrenar.

El hecho de estar de licencia no es impedimento para que los futbolistas aurinegros puedan reunirse a trabajar juntos.

¿Qué dice el estatuto del futbolista de la Mutual?

Lo que dice el estatuto
Las normas y condiciones de la licencia y los descansos de los jugadores están establecidos en el Artículo 35 de los estatutos.

Textualmente dice: “Los futbolistas gozarán de un período de licencia anual pago de 20 días hábiles, el que de común acuerdo podrá fraccionarse en dos períodos de 10 (diez) días hábiles cada uno. La licencia se hará simultánea para todo el plantel y deberá comunicarse a la AUF con una antelación no inferior a 10 (diez) días del inicio de la misma. La AUF deberá llevar un registro de licencias y velar por el cumplimiento de las mismas.

La licencia o en su defecto una de sus fracciones deberá comenzarse a gozar indefectiblemente el 22 de diciembre de cada año”.

Sin ropa del club
Mucha gente se pregunta por qué autorizaron a los jugadores aurinegros a entrenar cuando el resto no regresa hasta el 6 de enero. Y están mal enfocados: no fueron autorizados y ellos tomaron la iniciativa.

La gremial permite a los futbolistas entrenar; de hecho, la mayor parte de los profesionales se va a la licencia con trabajos ordenados por sus preparadores físicos con la misión de no perder forma.

Los únicos impedimentos son no trabajar en las instalaciones del club y no utilizar la indumentaria deportiva de la institución a la cual defienden.

Cuando El Observador llegó al lugar el movimiento había terminado, razón por la cual no fue posible determinar si estaban todos los integrantes del plantel.

Este grupo que se junto a trabajar cuenta con una ventaja: el golero Juan Castillo es profesor de educación física, por lo que en ese sentido tiene bien claras las cosas.

Los jugadores de Peñarol largaron. El mal torneo Apertura y el compromiso que tienen con la causa los obligó a salir a la cancha antes de tiempo en detrimento de las bondades de la playa.


Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios