“El Parque no se vende, se defiende”

Hay aspectos del proyecto que no le quedan claros al arquitecto que trabajó en el Parque durante la presidencia de Alarcón

Daniel Majic, el arquitecto que estuvo al frente de la Comisión de Patrimonio y Obras de Nacional desde 2006 a 2012, mostró su preocupación por el rumbo que tomará el Parque Central. “El nuevo proyecto no contempla al Parque Central que más identifica al hincha”, dijo a El Observador y detalló una serie de puntos que le parecen preocupantes.

El primero es que “la construcción de palcos en el codo de las tribunas Atilio García y Héctor Scarone invade padrones de vecinos sin concretar su adquisición. Por lo que yo sé, no hay nada firmado”, aseguró.

Además, “se compromete la viabilidad económica del club porque para construir palcos encima de la tribuna Delgado hay que armar una sobreestructura tan importante que lo recaudado no cubriría  los gastos”.

Otro de los puntos que marcó Majic, es que “se elimina el tenis y el área de deportes que circulan el Parque Central, porque piensan construir una calle que atraviese el predio privado del club para unir Lucas Píriz y Urquiza”. Señaló que tampoco “se toma en cuenta la voz de la hinchada. Ellos están en contra de construir palcos en su tribuna, la Abdón Porte”.

Asimismo, indicó Majic que “no hay un solo butaquista o palquista que acepte que se cierre el estadio seis meses y menos dos años o más. Nadie está de acuerdo que esté tanto tiempo parado, pero no les consultaron”.

Tampoco entiende la idea del hotel en los palcos porque, se pregunta, “¿cómo funciona un hotel donde dos horas antes de un partido tenés que dejar la habitación hasta dos horas después?”

Agregó que “la fachada galáctica que se piensa construir no contempla la identidad del actual estadio, lo niega. Coloca sobre la estructura actual un perímetro de palcos que no solo le quita identidad, sino que lo asemeja a estadios de Ecuador y Perú de hace una década”.

El arquitecto que trabajó durante la presidencia de Ricardo Alarcón, señaló que “me preocupa la ilusión de mucha gente, si después no obtiene respuestas suficientes. Al proyecto le falta madurez y análisis. Por cinco minutos de fama se compromete a Nacional con 10 años de problemas. El Parque no se vende, se defiende. La palabra ‘remate’ no me gusta para nada”. 


Populares de la sección

Comentarios