El Madrid rumbo al Guinness

Real Madrid pasa por un momento brillante y lleva una racha ganadora de 21 partidos, a tres de la mejor marca en el libro de los récords

El 4-0 que le propinó Real Madrid a Cruz Azul el pasado martes por la semifinal del Mundial de Clubes acercó un poco más a los merengues a batir el récord Guinnes de triunfos consecutivos logrado por un equipo de fútbol. El equipo español llegó a las 21 victorias seguidas y quedó a tres de las 24 que ostenta Curitiba de Brasil, que las consiguió entre febrero y setiembre de 2011.

La racha ganadora de la constelación de estrellas que dirige el italiano Carlo Ancelotti refleja el gran momento de los madridistas, que quieren cerrar el año con el título intercontinental que se disputa en Marruecos.

“Estos jugadores demuestran cada día su fuerza, su concentración, su organización. En este momento mis jugadores están muy bien, siempre atentos y siempre dando el máximo en cada partido”, dijo el entrenador merengue tras el triunfo ante Cruz Azul.

Pero además de las claves expuestas por Ancelotti, el equipo de Real Madrid tiene otros aspectos que pueden explicar su gran momento.

El último partido que perdieron fue el 13 de setiembre pasado ante Atlético de Madrid, en el derbi de la capital.

A partir de ahí, el conjunto tuvo un quiebre y comenzó a arrasar a sus rivales con una motivación y hambre de gloria que resurgió en cada encuentro. Ahora en Marruecos, tras obtener la décima Champions, va por el Mundial de Clubes y con el impulso de que  en caso de lograrlo será el primer plantel merengue en lograrlo.

“Da la impresión en el campo de que son tan superiores a sus rivales que por momentos guardan fuerzas y cuando es necesario aprietan el acelerador para sentenciar los partidos. Tiene mil recursos que explotan en cada partido para firmar la mejor racha de la historia del club blanco que le acerca a su cuarto título en 2014”, analizó el periodista de EFE, Roberto Morales.

Estrellas motivadas
En lo deportivo, el equipo ha tenido a sus estrellas con buen brillo. Además, tiene tantos jugadores desnivelantes que cuando uno no está en su mejor día, siempre otro aparece. Ante Cruz Azul, Cristiano Ronaldo no hizo goles, pero ahí estaban Karim Benzema y Gareth Bale para dejar su marca.

Justamente el francés Benzema es una de la claves del gran momento merengue, que luego de ser discutido por los hinchas blancos durante meses pasó a ser determinante en el ataque.

Y Ronaldo, que suele estar presente en la red en todos los encuentros y es noticia cuando no marca, lleva 25 goles en 15 partidos de la Liga BBVA, 12 más que Lionel Messi y más que todos los anotados por el argentino, Neymar y Luis Suárez juntos.

En el otro extremo del equipo, en el arco y la zaga, también hay buenos rendimientos. El golero Iker Casillas, luego de haber estado en las sombras y al filo de dejar el Bernabéu, ha recuperado su mejor nivel y la titularidad, lo que le permitió ganar confianza. Muestra de ello son los dos penales atajados en los últimos dos encuentros. En la defensa, Sergio Ramos también pasa por un momento  espectacular y goleador.

Además, Ancelotti cuenta en el medio con el alemán Toni Kroos, la revelación del Mundial de Brasil, que llegó para cubrir la baja de Xabi Alonso y ha cumplido con creces. Otro de los nuevos, James Rodríguez, también ha hecho olvidar con sus buenas actuaciones a su antecesor, Ángel Di María.

“Los que vemos los partidos del Madrid por televisión echamos de menos a Xabi Alonso y Di María, pero han llegado Kroos, James… Jugadores de altísimo nivel”, comentó el exlateral merengue Roberto Carlos, quien no duda del presente blanco: “Ahora mismo Real Madrid no tiene rival”.

Similares conceptos tuvo el entrenador italiano de la selección rusa y exmerengue, Fabio Capello. “Real Madrid es otro mundo. Este año Ancelotti ha hecho un trabajo extraordinario. El equipo está convencido de ser el mejor de siempre”, agregó. “Juegan para ganar el partido, tienen todo, defienden bien, mucha calidad en el medio del campo, muchísima calidad arriba. Para mí en este momento no hay equipos que puedan ganar a Real Madrid. Si baja el momento físico o las ganas de ganar, podrá tener problemas, pero si no, son los mejores”.

El próximo rival que aparece en la agenda merengue es San Lorenzo, que deberá hacer un partido perfecto para ganar el Mundial de Clubes y pedirle a su principal hincha, el papa Francisco, que les dé una mano.

 


Populares de la sección

Comentarios