El dilema que se le viene a Gutiérrez

Todo indica que los lesionados del tricolor se van a recuperar para el clásico, ¿qué hará el técnico?

"Voy a tener que poner a todos en un bolillero” bromeó Álvaro Gutiérrez días atrás cuando un periodista le consultó qué hará cuando los futbolistas lesionados se hayan recuperado y tenga a todo el plantel a disposición, algo que no ha podido tener desde que empezó el Apertura.

Con el clásico a la vista (programado para el 9 de noviembre) es una decisión que va a cobrar trascendencia en las próximas semanas. Leandro Barcia, Juan Manuel Díaz, Jorge Fucile, Ignacio González y Sebastián Fernández entraron en la recta final hacia la cancha.

Barcia, que se recuperó de un desgarro en el posterior y se sintió la rodilla, fue sometido a una resonancia magnética el lunes porque todavía estaba con esa zona inflamada. Juan Manuel Díaz, con lumbalgia, ya se siente mejor. Jorge Fucile, lesión en la rodilla, está haciendo de a 30 minutos de fútbol y se siente bien, aunque si pasa ese tiempo siente aún una sobrecarga.

Sebastián Fernández se desgarró el posterior y cuando estaba para volver se resintió, por eso ahora lo van llevando de a poco, aunque en tres semanas se calcula que estará recuperado. Nacho González, también con rotura fibrilar, cumplirá 21 días de la lesión y ya está haciendo ejercicios con pelota.

Otro de los futbolistas lesionados y que no ha podido jugar es el volante Nicolás Prieto. Ya tiene el alta médica, pero le falta dinámica y “timming con la pelota”, señaló el entrenador.

El panorama es alentador para el tramo final del campeonato. Pero ahí comenzará un nuevo problema para Gutiérrez, porque tendrá que tomar determinaciones con respecto a la formación del equipo. El tema es si, dada la importancia de alguno de estos nombres, el técnico los deja al margen o les da minutos frente a Peñarol en la 12ª fecha del Apertura. Salvo Prieto, los cinco restantes eran titulares antes de lesionarse. No obstante, sin ellos el equipo siguió adelante y después de siete victorias consecutivas lidera el torneo con cinco puntos de ventaja sobre Racing y ocho sobre Peñarol.

El partido contra Fénix, dentro de dos semanas (sábado y domingo próximos no hay fútbol por las elecciones), le puede ampliar el panorama al entrenador. Si alguno de ellos está a la orden y juega algunos minutos, será un gran paso con vista al clásico.

El plantel retornó el martes a los entrenamientos en Los Céspedes después de descansar el lunes. Gustavo Munúa faltó con permiso por motivos particulares. El que regresó, después de 10 días en Perú recuperándose de una lesión, fue Rinaldo Cruzado.  


Populares de la sección

Comentarios