“El clásico nos marcó”

El técnico de Peñarol, Jorge Da Silva, dijo que el equipo se reencontró tras vencer a Nacional en el Clausura

El Apertura lo ganó de punta a punta. Pero en el Clausura el equipo se cayó. ¿Por qué? ¿Cómo se levantó? ¿Qué hizo para reencontrar el rumbo en la recta final del torneo? El entrenador Jorge Da Silva lo sintetizó en un partido: el 3-0 a Nacional por la undécima fecha del Torneo Clausura.

“El clásico nos marcó”, le dijo el Polilla a VTV en zona de vestuarios, al término del partido. “Fue importante por el momento que vivíamos”.

El equipo había perdido el rumbo. Las derrotas ante Racing (1-2)  y Defensor Sporting (0-1) lo alejaron de la posibilidad de ganar el Clausura.

“Ya nos habían agarrado la mano, éramos un equipo predecible”, confesó el entrenador.

Además de la victoria clásica, Da Silva dijo que también fue clave recuperar jugadores que estaban lesionados. “Ahí fuimos conformando un equipo más parecido al del Apertura y se terminó el año de la mejor manera”, expresó.

“El Lolo tuvo lesiones musculares que lo dejaron afuera varios partidos, a Mauro (Fernández) recién lo recuperamos al final”, dijo.

El Polilla expresó las razones por las cuales sacó del equipo al goleador Juan Manuel Olivera.

“El fútbol del equipo no estaba ayudando a lo que podía aportar Juan y con las variantes buscamos tener otro poderío en ofensiva con los jugadores que teníamos en el plantel”, explicó.

Además de la velocidad que aportó Carlos Núñez en el ataque, Da Silva resaltó lo que Antonio Pacheco le dio al equipo con su retorno a la titularidad: “Nos dio seguridad para cuidar la pelota y después lo tuvimos que rodear, su socio fue Marcelo (Zalayeta) que levanta cuando entra Pacheco”.

“Son decisiones que hay que tomar”, confesó el entrenador.

 Sobre la final ante Defensor, Da Silva dijo que “fue de los mejores partidos de Peñarol en cuanto a lo futbolístico”.

“En la semana previa no queríamos renunciar al fútbol pero teníamos que tener precauciones por el juego aéreo de Defensor que tiene seis jugadores cerca del metro noventa”, contó.

Además de destacar el rendimiento superlativo de Pacheco, Da Silva resaltó el accionar de Sebastián Píriz: “Se plantó con una presencia no solo para marcar sino también para jugar”.

“La apuesta ante las ausencias fue mantener el estilo, las formas, pero lo que no puede faltar nunca es el compromiso y eso no pasó. Los cuatro de arriba trabajaron de gran forma. Encontramos el equipo sobre el final pero lo importante es lo último”, comentó. 

“Nos apuramos en la definición sino el resultado tenía que ser más holgado”, dijo el DT.

¿Y el futuro? “No voy a charlar estos días con los dirigentes. Estoy feliz en los meses que llevo en Peñarol. Sabía que tenía una gran responsabilidad. Me siento feliz de haber colaborado para que Peñarol vuelva a ser campeón y estoy muy agradecido de los jugadores”, se limitó a decir el entrenador.

“Disfruté mucho estos 15 meses, no fueron fáciles. Tengo una decisión tomada, no es momento de hablarlo”, concluyó.


Populares de la sección

Comentarios