El Centenario de los sueños

Se aspira a tener nuevos palcos, restaurantes y sacar los tejidos junto a los taludes
El Centenario tiene sello propio. La obra de 1930 fue declarada Monumento Histórico del fútbol mundial en 1983. Pero los tiempos cambiaron. Wembley se tiró abajo. Maracaná fue modificado.

El Centenario parece haber quedado congelado en el tiempo. Y encima, ahora se enfrenta a la interrogante de qué pasará cuando se quede sin su principal cliente, Peñarol, que inaugurará en breve su propio estadio.

Por eso se apuesta a hacerle un lavado de cara, pero sin que pierda su identidad. En las últimas horas las autoridades de CAFO abrieron un llamado a interesados en remodelar el Estadio.

¿En qué consisten las reformas? "Es una remodelación para colocarlo en las exigencias que pide FIFA pero manteniendo la estructura original del Estadio para que se conserve el monumento histórico mundial como lo nominó la FIFA en 1983", comentó a Referí el presidente de la Comisión que administra el escenario, Enrique Baldrich.

¿En qué consisten las obras? Baldrich reveló que la idea es "agregar palcos, restaurantes y todo lo que se exige ahora por parte de la FIFA".

Baldrich agregó que se piensa sustituir los viejos bancos plásticos por butacas modernas. "Se proyecta tener palco de honor, palco para recepción de autoridades y brindar mayores comodidades a la prensa", dijo.

El presidente de CAFO señaló que se aspira a "mejorar vestuarios, la concentración, todo lo que se pueda hacer sin modificar la estructura original que eso no lo permite el propio fundamento del primer y único monumento histórico del fútbol mundial, sino sería como Wembley que es un estadio nuevo, o Maracaná que no tiene nada que ver con el origfinal. Sí dotarlo de los nuevos adelantos, nuevas comodidades".

Sacar los taludes
Otro aspecto que se habló es la eliminación de los taludes, lo que permitiría bajar las tribunas Ámsterdam y Colombes al nivel de la cancha.

"Los taludes no están siendo utilizados, entonces se pueden correr Ámsterdam y Colombes. Se pueden bajar hasta el borde de la cancha. Eliminar talud y bajar las tribunas que queden cerca de la cancha. Y eso determina que suban o bajen la cancha. Pero esos son temas que definen los técnicos", indicó el presidente de CAFO.

En materia de seguridad se tiene previsto "eliminar tejidos y poner acrílicos. Usted mira el fútbol de Inglaterra y ve que el público está alrededor de la cancha, extiende la mano y agarra a un jugador. Claro que todo eso debe ser dotado de las medidas de seguridad correspondientes".

Baldrich dijo que no le preocupa perder un cliente como Peñarol ya que se generará espacio para traer shows musicales que posibilitarán recaudar buen dinero.

Música para recaudar
El hecho de perder a un cliente como Peñarol cada fin de semana genera que CAFO se ponga a buscar recursos novedosos para administrar el Centenario. En primer lugar están los recitales musicales. "Estamos en contacto con empresarios y la idea es tener seis show por año. En febrero viene Plácido Domingo y los Rolling. Y están en carpeta Marc Anthony, Maná y Coldplay", dijo Baldrich.

Presupuesto millonario
El presidente de CAFO también reveló a Referi lo costoso que es tener abierto el escenario, y que mantener el Estadio Centenario requiere de ideas para recaudar fondos. "El presupuesto del Estadio es de unos tres millones de pesos, un poco más de 100 mil dólares mensuales. Para eso necesitamos generar recursos por fuera del fútbol".

Las dos pantallas
Los neutrales de la AUF, junto con las autoridades de CAFO, estaban abocados a colocar dos pantallas digitales en dos tribunas del Centenario. La idea era colocarlas en la tribunas Colombes y en la Olímpica o América. Ahora el tema quedará en manos de la empresa que gane la licitación para hacer la renovación del estadio.

Populares de la sección

Acerca del autor