El boricua triplero

Johwen Villegas creció en Guaynabo, se graduó Estados Unidos y desde 2010 es de los mejores extranjeros en Uruguay

A Johwen Villegas no le gustan las entrevistas. "Las cámaras me ponen nervioso", confiesa. "Pero así es más sencillo", dice mirando el grabador con seriedad. La práctica de Trouville acaba de terminar y el hombre que el martes le metió 12 triples y 40 puntos a Malvín, se abre por un rato para hablar de su noche soñada y también para contar su historia.

"Siempre trabajo duro para dar lo mejor, pero a veces lo mejor cede y fue lo que sucedió el martes. Nunca espero anotar 12, 13, 14 triples en un partido, pero trabajo para eso, y si llega, llega", dice el basquetbolista de 31 años.

Lo de Villegas no es verso. Durante toda la práctica pule su técnica perimetral con Manuel Romero, Claudio Bascou y Juan Andrés Galletto. Sobre el final, se queda con Alex López y los triples entran desde todos los ángulos.

Embed

Solo por establecer un parámetro de comparación, en la NBA el récord de triples también es 12 y lo comparten Kobe Bryant (2003), Donyell Marshall (2005) y Stephen Curry (2016). En esa liga cada cuarto tiene 12 minutos y no 10 aunque la línea de triple es más lejana: 7,24 metros contra los 6,75 m de las reglas FIBA.

De la casa a la práctica y de la casa a los partidos. Esa es la vida de Villegas fuera de su natal Puerto Rico donde nació en San Juan, se mudó a Bayamón, se crió en Guaynabo y vive en Carolina.

"Siempre me gustó el baloncesto, pero empecé tarde, a los 12 años, porque mi padre me veía con los niños jugando y me vio talento, entonces me llevó a un club a entrenar", cuenta.

"Acá hay muchas canchas de fútbol, allá muchas de baloncesto", explica.

Sus cualidades basquetbolísticas le valieron una beca en la secundaria en Puerto Rico y luego otra para viajar a Estados Unidos. "Hice primero junior college en Iowa (2004-2005) porque no sabía inglés y salimos campeones. Al segundo año me transferí a la Universidad Florida Internacional de la División I de NCAA. Fue una gran experiencia, jugué contra Shannon Brown que después estuvo en los Lakers y contra Al Thornton que pasó por Los Angeles Clippers y los Wizards".

En la universidad completó dos especializaciones en marketing, una en mercadeo y la otra en empresas.

"Terminada la Universidad me profesionalicé en Puerto Rico. Empecé en Maratonistas de Coamo en 2007 y fui el novato del año", recuerda con orgullo.

"La Liga de Puerto Rico es muy buena, rápida, americanizada, una de las mejores del mundo en talento", afirma.

De ahí salió por primera vez a jugar al extranjero en 2009 para defender a Los Marineros de Puerto Plata en República Dominicana. Luego pasó a México, a Panteras de Aguascalientes.

Cuando llegó a Uruguay también recibió un galardón, el del mejor extranjero de la temporada 2010-2011 cuando defendió a Olimpia que llegó a cuartos de final.

"Cuando llegué, me quería ir la primera semana por el frío, estuvo lloviendo como 15 días. No aguantaba. Pero me convenció mi padre, me decía que ya iba a parar. Y al final se me pasó más rápido de lo que pensaba", expresa.

En las temporadas 2013-2014 y 2014-2015 estuvo en Atenas, equipo con el que alcanzó dos veces las semifinales de la Liga.

"El primer año vivía en un hotel en la rambla y el otro en una casa en Pocitos. Montevideo es más tranquilo que Puerto Rico en materia de tráfico y de seguridad y con la comida no tuve problema porque acá se come mucha carne roja. Solo me traigo algunos condimentos para el pollo", cuenta.

Donde no la pasó tan bien fue en Argentina jugando para Sionistas en 2011-2012: "Si bien el básquetbol es similar al de Uruguay, más lento que el de Puerto Rico, de un corte más europeo, allá no me daban tanta libertad para las ofensivas como acá".

En Uruguay vio un significativo crecimiento de la Liga con el pasar de los años: "Este año es más complicado, cualquiera le puede ganar a cualquiera y la liga está más nivelada que antes, lo que la hace ser más linda".

En su primer año se sorprendió con el talento de Mauricio Aguiar y Martín Osimani con quien jugó en Atléticos de San Germán en 2010. Ahora lo sorprende la evolución que tuvo Marcos Cabot. Sobre Leandro García Morales dice que "es un talento de esos que surgen cada tanto".

Ahora ilusiona al rojo de Pocitos. El que ya deliró con sus triples.

La frase

"Con Atenas me crucé dos veces con Trouville en playoffs. Una ganamos, otra perdimos. Siempre vi que su grupo de jugadores era como una familia, tenían buen cuerpo técnico y como venía de un buen equipo quería ir a otro igual o mejor".

El duelo

Trouville jugará este viernes a la hora 20.15 contra Aguada como visitante en duelo atrasado por la primera fecha del certamen. El partido será televisado. También jugarán, a las 21.15, Defensor Sporting-Biguá en Bohemios. Trouville y Biguá ganaron tres partidos y perdieron uno por lo que si ganan igualarán en la cima a Malvín y Urunday Universitario (4-1). El equipo de Álvaro Tito le ganó a Defensor Sporting, Biguá y Malvín perdiendo solo ante Sayago por dos puntos. "Ese partido no estuvimos en defensa y nosotros basamos mucho nuestro juego en la defensa", dijo Villegas.

Las cifras

12 triples. Le metió el martes a Malvín (en 15 intentos), nuevo récord en Liga Uruguaya ya que superó los 11 (en 20) de Pablo Clérici (Olimpia) a Welcome en la liga 2005-2006.
23,8 puntos. Son los que promedia en el arranque de la Liga. Es el tercer mejor anotador. En la Liga 2010-2011, con Olimpia, promedió 21,0 puntos en la fase regular.


Acerca del autor