El anecdotario de Tabárez: es hincha de la Vela Puerca

En el marco de un ciclo de charlas de la Fundación Celeste, el técnico de Uruguay recordó anécdotas que marcaron su carrera
Los rezongos a Luis Suárez. El mano a mano con Diego Godín. La sorpresiva charla con el padre de Martín Cáceres. La obligación a los sub 15 para que saluden y agradezcan al que haga algo por ellos. El técnico de Uruguay, Óscar Tabárez, abrió la intimidad de la selección en la primera ponencia de un ciclo de "Charlas por el camino" que organizó la Fundación Celeste.

En el primer encuentro, el técnico celeste estuvo acompañado por Andrés Scotti y la charla se basó en tres aspectos: motivación, liderazgo y exitismo.

De historia en historia

Luis, ponete en el lugar del árbitro


Luis Suarez

"En un partido Luis protestaba y gesticulaba en el entretiempo le dije: '¿Vos no te pusiste nunca en el lugar del árbitro que está acá con 50 mil personas? En el mejor de los casos a vos te saca una amarilla y te expulsa. Él se queda protestando pero lo entiende. Luis tiene algo que cuando las cosas no van bien, él se adjudica que no está aportando. Dicho de otra manera, lo quiere ganar él solo y es una medida equivocada. Es un problema cuando por hacer esas cosas deja de jugar.
En el Mundial yo no me metí demasiado en lo que sucedió. Creo que cometió un error y creo que era justa una sanción. Yo dije todo lo que pensaba. El destrato al ser humano y tomé medidas para alejarme de allí. No compartí las decisiones pero nosotros no hablamos nada nuevo: seguimos en la ruta. Y Luis habló conmigo de esos problemas, trato de no darle consejos ni opiniones de temas que no domino"
.

Inspirado en la Vela Puerca


Óscar Tabárez
Óscar Tabárez
Óscar Tabárez

"Nunca fui a un concierto de ellos, pero soy hincha de La Vela Puerca. Escribió una letra "José sabía" y yo saqué algunas frases de ahí como eso de que cayó para levantarse de nuevo, porque eso pasa en el fútbol".

"Y en otra parte habla del placer de ganar y perder. Otra cosas, acá hay una palabra que dice 'cuando todo parece jodido es cuando hay que poner', y en los partidos o después de una derrota se trata de esto. Y como era un alcohólico dicen 'alguna ayuda le vamo' a encontrar' y esa es la ayuda que le busca un futbolista a un compañero".

La charla de Lugano que lo emocionó


heredero.jpg
Heredero de la cinta. Con Darío, Tabárez y Lugano<br>
Heredero de la cinta. Con Darío, Tabárez y Lugano

"Un vez, cuando jugamos la final de la Copa América (en Argentina 2011), los futbolistas le dejaban las cámaras fotográficas a Aldo y le decían 'vos filmame'. En la final, cuando ellos hablan, yo los dejo solos. Y como la grabaron, un día Aldo me muestra la charla de la Tota de ese día que ganaron la final. Fue como dos meses después, pero me emocioné. Y eso se lo puede decir un líder. Y no todas las personalidades son iguales. Eso se lo dije a Diego (Godín), 'mirá que vos sos Diego Godín' cuando le dije que debía ser el capitán, tenés que ser vos mismo, y me dijo 'lo tengo muy claro'. El hecho es que la Tota se paró delante de todos los jugadores y la frase que repetía era: 'Hoy no nos cabe nada' y gritaba 'y hoy no nos cabe nada' y explicaba por qué, porque después de andar todo el camino, era imposible que nos ganaran. Y eso no viene de un discurso que se le ocurrió. Es de todo lo que se hizo y todo lo que interactuó con los compañeros".


Saluden y digan gracias

Uruguay, sub 20, Sudamericano 2017
Así festejaron los botijas la clasificación
Así festejaron los botijas la clasificación

"Cuando vienen chiquilines de 13 años al Complejo lo que nosotros le pedimos es que saluden cuando lleguen a un lugar a las personas que están ahí y después que agradezcan cuando alguien hace algo por ellos. Muchos lo tienen incorporado, pero otros lamentablemente no y eso es fundamental para favorecer la convivencia. Toda evolución que quiera hacer un líder con un grupo necesita de tiempo. Muchas veces creo que hay una confusión; yo creo que un líder puede aceptar cualquiera de los perfiles de personalidad, pero muchas veces – y equivocadamente lo veo en los medios de comunicación– se asocia al líder con el que tiene carácter fuerte, con el que grita".

El penal del Pelado y la revelación del padre


Cáceres
Martín Cáceres
Martín Cáceres

"Cuando ganamos la Copa América en la tanda de penales con Argentina donde el Pelado Cáceres metió el último, hubo una reunión de familiares allá y conocí al padre que viene y me dice: '¿Cómo puede usted hacerle tirar un penal a mi hijo?'. Era su primer penal y tenía terror de que lo errara".

Tabárez reveló qué le dijo a los jugadores antes de los penales contra Ghana en cuartos de final del Mundial de Sudáfrica 2010. Me acuerdo que les dijimos a los muchachos: 'Un penal se puede errar y no pasa nada, pero vayan y háganlo'. Así nomás. El que no pasa nada si se erra, tiene que ver con sacar la presión y que uno es parte de eso. Y el vayan y háganlo la confianza".

Andrés Scotti reveló que Walter Gargano venía de errar dos penales cuando anotó con la Celeste en la Copa América contra Argentina. Con el tiempo el Mota le preguntó a Tabárez si sabía que había errado y el DT le dijo que "no". "¿Y si sabía eso me hubiese designado?", preguntó el volante. "No", volvió a responder el DT.

Comunicación


Forlán Scotti en la selección
Diego Forlán y Andrés Scotti en la selección
Diego Forlán y Andrés Scotti en la selección

"La comunicación se hace con el grupo a través del discurso; hay que pensar mucho lo que se le dice a los futbolistas. Andrés (Scotti) lo sabe: cada vez que terminaba una charla técnica dejaba una frase para ese partido, pero lo hacía porque estaba convencido que tenía que decir eso porque capaz que ayudaba a alguno, pero también la comunicación tiene que ser a través de las acciones, de lo que se ve".

"Hay que hacer crecer a un grupo, esa es una obligación; tiene que haber una idea macro, un proyecto que le haga saber al futbolista para qué estamos".


El liderazgo

"El primer partido que jugué en el Estadio contra un grande fue contra Peñarol en 1968. Yo jugaba de defensa y estaban Abbadie, Rocha, Spencer, Cortés y Joya. Yo jugaba en Sud América. Íbamos ganando, nos empatan en la hora del primer tiempo y nos golean en el segundo, que era lo normal. En el 71 Sud América trae a Luis Varela. Le pregunté si había jugado aquel partido y me dijo que sí y me contó lo siguiente: 'Cuando fuimos al vestuario, había un silencio bárbaro, estábamos empatando, hasta que se paró el Tito Goncálves y nos dijo: Bueno, vamos a empezar a jugar, ¿entendieron?'. Eso me hizo pensar en las relaciones, en el liderazgo. Nos ganaron 4-1 con un baile bárbaro".

Controlen las emociones

Andrés Scotti contó: "No me olvido más una frase del Maestro previo a la salida a un partido del Estadio. Jugar por la selección te mueve mucho. Siendo joven los partidos los jugás como cuatro veces en la semana; por eso llegás al partido con cinco o seis partidos en el lomo. Cuando les llama la atención que un botija de 20 años se acalambra es porque el partido ya lo jugó, trancó, hizo un gol y a los 60 minutos se acalambra. Es importante estar equilibrado emocionalmente. El Maestro dice: 'controlen sus emociones, no se desgasten', vas en el ómnibus escuchando música, la gente que sale a saludarte, vas erizado. Y ni que hablar el himno, porque los lagrimones del himno son mortales".

Complejo con catre

El complejo ya tiene toda una historia
El complejo ya tiene toda una historia
El complejo ya tiene toda una historia

"Se sabe que yo he tenido algunos problemas físicos y si tenía que ir a la cancha 4 agarraba la Ferrari (el carrito con que se transportaba) que fue motivo de bromas en las redes sociales. Un día iba para la cancha con Celso (Otero) y le digo: '¿Sabés una cosa?, no he perdido para nada las ganas de venir al Complejo'".

El Complejo ha cobrado un carácter simbólico, representa mucho para nosotros. En un momento no estaba como está ahora. Escuchaba opiniones de futbolistas que decían que se tenía que llamar Complejo de Bajo Rendimiento. Y luego vi cosas que daban razón a eso. Cuando yo llegué, en el Complejo había dos camas, una de plaza y media y la otra era un catre. No tenía placares, muebles. Ahora tienen el cable y puede ver todo lo que les interese. Pueden comunicarse por internet. Si lo comparamos con el complejo de Ezeiza estamos atrás, pero no en cuanto a las cosas que se pueden hacer con un equipo, que es entrenarlo, alimentarlo y hacer relacionamiento; todo eso lo tenemos".


El libro de Ferguson

Tabárez reveló: "Voy a contar otra casualidad, el día anterior a venir acá hicimos una reunión previa para preparar esto y había un sobre en mi escritorio. Hay una editorial que cada vez que sacan un libro de deportes me lo obsequian. Abro y era Liderazgo, el libro de Alex Ferguson y había cosas que dice en el primer capítulo que yo las había hecho. Él habla de tres cosas para ser líder: escuchar, observar y leer. Yo antes de ser entrenador empecé con la lectura; yo era medio ratón de biblioteca. Me apasionaba esto y tenía atracción sobre este tema. Lo primero que me despertó esto es que todo lo que incorporamos nosotros nos lo dieron los demás, los del pasado y los del presente. La única diferencia es lo que hacemos después con la información. El observar es esencial en la vinculación con grupos, y la observación puede ser directa pero hay observaciones indirectas que tienen que ver con técnicas psicológicas que van más allá de lo que muestran los ojos. Eso yo lo hice en la escuela todo lo que tiene que ver con la sociometría".

Pablo Bengoechea

Pablo bengoechea

Y luego metió a los presentes en el auditorio del World Trade Center en el tema con una historia que tuvo como protagonista a Pablo Bengoechea.

"Yo tengo un trabajo donde junto a todos los futbolistas les doy una hoja en blanco con tres números y les pido que pongan a los compañeros que más prefieren por orden de preferencia. Criterio libre, compañero de equipo, de viaje, de habitación, y del otro lado poner el nombre. Se le dan garantías de que nadie va a revelar su voto. Eligen y eso se traspasa a una plancha y ahí se ve quiénes son más aceptados, quiénes son los menores y quiénes son los rechazados. Yo lo hice siempre de manera positiva y bastante libre y me ha dado resultados. Lo apliqué en el fútbol. En la selección no fue necesario. Pero cuando uno llega, conoce y evoluciona con un grupo, necesita más información y más rápidamente".

Ejercicio para el liderazgo

El DT agregó: "Y me acuerdo que en Wanderers, que fue un equipo donde apliqué varios de estos trabajos, y voy a traer los ejemplos de dos futbolistas y voy a nombrar a uno notorio, aplicamos el primer sociograma casi al inicio de la temporada. Esos nombres se van poniendo en círculo concéntricos, en el centro se ponen los líderes y los que tienen menos votos a la periferia y los que no tienen votos van afuera del círculo y eso es importante para el entrenador porque tiene que saber por qué y cómo los integra. Y ahí estaba un futbolista que era nuevo en el equipo, venía del interior, y el otro que tenía sus problemas pero siempre hay que darle la chance. Uno fue importante, pasó a ser líder: es Pablo Bengoechea. Es poco frecuente eso. El otro, que no lo voy a nombrar, no estuvo más en el fútbol".

Tras la anécdota, la charla se extendió por más de dos horas. La segunda disertación, organizada por la única fundación formada por jugadores de una selección, tendrá como protagonistas a Diego Lugano y Diego Godín.


Populares de la sección