El 2014 se tiñó de azul playero

Malvín tuvo su año de ensueño y arrolló dentro y fuera de la cancha a sus rivales de turno y a la estadística; cronología y números de un equipo que hace del trabajo un culto donde los resultados están a la vista

Cuando en los últimos días de 2013 los hinchas de Malvín brindaban en familia, pocos se imaginaban que el 2014 iba a ser tan perfecto, con la obtención de la Liga Uruguaya de Básquetbol, un papel muy destacado en las competiciones internacionales y el récord de su capitán Fernando Martínez.

Sin embargo, la planificación de un club que apuesta siempre a ganador respetando una identidad y una cultura de trabajo, hizo posible que sus hinchas quedaran más que satisfechos con los resultados obtenidos en el año.

La mejor parte comenzó en mayo, cuando Malvín se proclamó campeón de la Liga Uruguaya al vencer a Defensor Sporting por 73-69 en el quinto partido de las finales, al mejor de siete (ganó 4-1).

En la retina de los hinchas playeros aún brilla la jerarquía de Nicolás Mazzarino en el perímetro, la clase de Bruno Fitipaldo en la conducción y la mano de Fernando Martínez para cerrar los juegos como el “Dios enano” –según reza una bandera de los hinchas– sabe.

Pero los éxitos comenzaron antes, ya que en el inicio del 2014, el equipo de Pablo López disputó 38 encuentros, de los cuales ganó 32 incluyendo 10 de los 11 partidos de los playoffs. Solo seis derrotas le pusieron el manto de realidad a este equipo.

El 21 de enero fue el día del primer baño de realidad, como local y ante Aguada, rival que lo venció 98-92. Siete días más tarde le tocó caer en el marco de la Súper Liga ante Defensor Sporting (que oficia de local en Bohemios) por 88-67.

La primera final en el Palacio Peñarol ante los violetas fue la última derrota de esa Liga en 2014 y fue por 86-78 luego de dos alargues y en un partido cargado de polémicas el 22 de abril. A partir de ese momento todo fue festejo. El playero barrió a su rival y obtuvo otra estrella de Liga Uruguaya.

En el inicio de esta nueva temporada jugó 18 partidos con un registro de 15 victorias y apenas tres derrotas.

El 28 de octubre cayó ante Aguada en condición de visitante por 80-72 y luego sufrió como local el 20 de noviembre ante Bohemios por 93-88 y ante Goes el 6 de diciembre por 73-72.
En el plano internacional también se sacó varios gustos.

En la Liga Sudamericana brilló ante equipos de jerarquía y accedió al Final Four, donde no pudo llegar a la final. Sin embargo, el partido sirvió como excusa para que Fernando Martínez alcanzara los 500 puntos en partidos internacionales con Malvín.

El capitán, único jugador en la historia del club que obtuvo las tres estrellas de Liga Uruguaya, suma 444 puntos en Liga Sudamericana y 56 en Liga de las Américas.

Fue un año genial para el Enano que brilla en un deporte de gigantes: en la victoria ante Montevideo por 92-77 llegó a los 6.000 puntos con la camiseta de Malvín.

En el horizonte playero aparece la Liga de las América, donde jugará en Cancún entre el 23 y 25 de enero en el Grupo B con Pioneros de Quintana Roo, Flamengo y Leones de Quilpué.

Todo un reto si se tiene en cuenta que enfrentará al local (Pioneros) y al actual campeón del mundo (Flamengo). Sin embargo, este Malvín demostró que es competitivo por donde se lo mire.


Populares de la sección

Comentarios