Del Campo, Valdez y Abulafia por la presidencia de la AUF

Tabárez espera por su futuro y se larga la carrera con candidatos que salieron a la arena política, dirigentes que iniciaron movimientos y clubes que respaldan al actual presidente

Eduardo Abulafia salió al ruedo dispuesto a cumplir su sueño de sentarse en el sillón presidencial. Arturo Del Campo es apuntalado por Danubio. Un grupo de clubes vota por la continuidad de Wilmar Valdez. Y los grandes presionando por la continuidad de sus miembros en el Ejecutivo, conforman el mapa político de la AUF a poco más de 20 días para la elección de nuevas autoridades.

Cuando las primeras voces apuntaban a la continuidad de los actuales neutrales, surgió un rival inesperado. Es que Eduardo Abulafia, cuando perdió la última elección, había manifestado que era la última. Sin embargo, eso cambió. “Me volvió a picar el bichito y quiero cumplir el sueño de ser presidente de la AUF”, argumentó hace unos días cuando se lanzó de llenó a la arena política.

Abulafia se reunió con el presidente de Defensor Sporting, Daniel Jablonka, buscando el respaldo de su club. Asimismo, habló con otros presidentes como el de Peñarol, Juan Pedro Damiani, que reconoció que “no es una mala alternativa”.

Sin embargo, Danubio, que generalmente votó junto con los violetas, ahora no acompañaría. Y aspira a postular a Arturo Del Campo.

Otra corriente tiende a mantener a Valdez en su cargo. Se trata de los clubes que ejercieron presión para la caída de Sebastián Bauzá. Ese bloque lo integran El Tanque, Juventud, Rentistas, Cerro y Racing.

Por las dudas Abulafia ya disparó: “Si Valdez quiere continuar debería dejar su cargo y presentar su propuesta para las elecciones”.

¿Y los grandes? Por estas horas Nacional y Peñarol miran desde afuera. Quieren analizar y estudiar pero no negocian tener a su representante en el Ejecutivo.

Dos temas pesados

Mientras los dirigentes se pelean por los votos y buscan fórmulas de acuerdo para tener representantes en el futuro gobierno, Oscar Washington Tabárez espera por su futuro en la selección uruguaya.

El nuevo Ejecutivo deberá resolver sobre el futuro del entrenador. Tabárez aclaró que está dispuesto a seguir pero bajo determinadas condiciones. Quiere un proyecto serio. Es que, desde que asumió en 2006, vio desfilar dirigentes de todo tipo y nivel.

El otro tema pesado que tendrán en sus manos las nuevas autoridades será la venta de los derechos de televisión de las eliminatorias de Rusia 2018. Un negocio que es mirado con lupa y por el cual se exige cristalinidad.


Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios