Defensor Sporting, un club iluminado

Con un presupuesto mensual de US$ 600 mil, el 20% destinado a las formativas, el violeta está en vías de iluminar el Franzini, el Pichincha y cerrar el gimnasio de 21

El presente deportivo de Defensor Sporting se sostiene en los cimientos del plan institucional. El club está en permanente crecimiento y como prueba bastan tres proyectos a corto y mediano plazo que la directiva presidida por Daniel Jablonka tiene sobre la mesa: iluminar el estadio Luis Franzini, el complejo Eduardo Arsuaga (Pichincha) y la construcción del gimnasio cerrado de básquetbol en la calle 21 de Setiembre.

Al mismo tiempo, el equipo principal lidera el Torneo Apertura cuando falta una fecha para el final (este sábado el violeta enfrenta a Fénix y si gana es campeón) y las divisiones formativas no paran de producir talentos. Defensor ya aprobó por unanimidad de su directiva la transferencia de Maximiliano Gómez a Celta de Vigo en una cifra que será histórica para la institución, superando la venta de Nicolás Olivera a Valencia en 1997, y paralelamente ya se destacan en Primera, Gonzalo Carneiro, Juan Manuel Boselli, Carlos Benavídez, Martín Rabuñal y más abajo Facundo Milán, autor de 100 goles en juveniles.

Pero el club no solo apuesta a la formación de futbolistas, sino que también a la de entrenadores. Así como en algún momento dirigieron en Primera Ricardo Ortiz, Juan Ahuntchain, Gustavo Ferrín, Juan Tejera, Jorge Da Silva, Gustavo Díaz y el actual Eduardo Acevedo, abajo aparecen Ignacio Risso (sub 19), Andrés Rodríguez (sub 17), José Chilelli (sub 16), Gianni Michelini (sub 15) y Gerardo Miranda (sub 14). "Es toda gente que conoce el club, que está imbuida de lo que es la filosofía, el espíritu y la historia de Defensor, y creemos que eso es importante", dijo Jablonka a Referí.

El presupuesto mensual de Defensor es de US$ 600 mil y la idea de la directiva es bajarlo. Jablonka reconoce que "Defensor es una institución que tiene un presupuesto muy importante" ya que comprende "fútbol, básquetbol, formativas, la parte social, cuatro sedes, Franzini, Pichincha, Zudañez y 21 de Setiembre, y todo eso requiere funcionarios, mantenimiento, UTE, OSE...".

La inversión en juveniles es de entre US$ 100 mil y US$ 110 mil por mes, lo que corresponde a casi un 20% del presupuesto. Esto se debe a que "la parte fundamental para nosotros son las formativas. Yo siempre digo que si me preguntan cómo defino a Defensor Sporting, digo las formativas", señaló el presidente.

El nuevo alumbrado del Franzini cuesta alrededor de US$ 600 mil, pero esto permitirá que las luces que actualmente están en el estadio sean utilizadas para iluminar el Complejo Pichincha, donde a su vez ya se hizo el drenaje y riego de dos canchas. El campo de juego del Parque Rodó tendrá 1.300 luxes y pasará a ser uno de las mejores iluminados del país, cumpliendo con las exigencias de FIFA y de la televisión. El material fue comprado en Europa y en China. Es difícil que todo quede pronto para el 30 de mayo cuando Defensor juegue la revancha de la Copa Sudamericana frente a Liga de Quito, pero será "una obra para 40 años", indicó Jablonka.

El otro proyecto es cumplir un viejo sueño de los hinchas del básquetbol: cerrar el gimnasio de 21 de Setiembre. Ya se hizo la solicitud del permiso en la Intendencia de Montevideo. La esperanza es que salga este año para continuar con el cronograma de trabajo que llevan adelante los arquitectos.

Mes a mes
El lunes pasado, después del gran triunfo contra Nacional, el presidente violeta recibió más de 40 llamadas telefónicas, pero a la noche cuando llegó a la sede lo esperaba otra realidad: "Tenía como 300 cheques para firmar".

Es que para la actual directiva, "lo más importante es el día 10 de cada mes, cuando se pagan los sueldos y Defensor es una institución que no tiene un reclamo desde todas las presidencias para atrás. Eso es lo primero. La venta de Maxi, de alguna manera nos permite equilibrarnos, nosotros veníamos con un pasivo importante. Pero no es solo Maxi, tenemos a Boselli, está Carneiro, Benavídez, Rabuñal y después los que vienen que están jugando en Tercera y Cuarta. Algo muy importante para nosotros cuando vendemos es asegurar el cobro, a veces en el fútbol dicen 'lo vendieron en tanto', pero hay que ver cuánto cobrás. Si reclamás, a la larga cobrás, pero demora mucho y es caro, porque la FIFA no te contempla eso, los abogados se cotizan bien y es dinero que perdés".

Las cuentas son claras: "La parte social que está muy bien manejada se sustenta con la gente que va a hacer piscina y gimnasia e incluso queda una ganancia. El básquetbol no genera nada, ingresos no genera y el resto es venta de jugadores. No hay mucha ciencia. Ha sido así durante toda la historia. Y seguirá siendo así".

Jablonka se reservó los detalles de la operación de Gómez y del porcentaje que tendrá la institución en una futura venta, pero otra fuente de la directiva indicó que al club ingresará una cifra que ronda los € 3 millones y que el porcentaje de futuro es del 15%. A esta operación debe agregarse lo que le corresponde a Litoral y a Huracán de Paysandú (10%) y el 20% del representante Marcelo Tejera. Un negocio fantástico.

En las últimas temporadas los violetas negociaron a Diego Rolan, Diego Laxalt, Mauro Arambarri, Giorgian De Arrascaeta y Gastón Silva, entre otros. Es un club iluminado.

Fadeuille: "Estudiá aunque te vaya bien"

El trabajo que Defensor Sporting realiza en sus divisiones formativas es altamente destacado. Los resultados están en la cancha. Fernando Fadeuille, exfutbolista violeta, es desde enero de 2014 el coordinador general de las divisionales juveniles y tiene una ardua tarea: trasmitir los valores del club y la intención de un modelo de juego, además de sugerir la contratación de los cuerpos técnicos, mantener una fluida comunicación con el asistente deportivo Nicolás Olivera y una relación directa con el cuerpo técnico de Primera.

Actualmente el 80% de los integrantes del plantel de Primera surgieron en el club y hay 23 jugadores del interior del país que residen en la casa que el club tiene en Coimbra y General Paz.

Las divisionales sub 19, sub 17 y sub 16 entrenan en el Complejo Arsuaga, mientras que los más chicos lo hacen en el Complejo Militar de Bulevar Artigas y Garibaldi coordinados por Gerardo Miranda y Germán Sixto.

Fadeuille hizo el curso de entrenador a los 23 años, pero cuando jugó en México comenzó a interesarse por la gestión deportiva. Estudió Gerencia de Empresas en la Universidad de la Empresa (UDE) y realizó un Master de gerencia deportiva en España.

Su trabajo en Defensor Sporting comenzó dirigiendo a la sub 15 en 2013 y luego le ofrecieron la coordinación de juveniles tras la partida de Fernando Curutchet a Peñarol.

"Nosotros hacemos hincapié en lo futbolístico, pero el comportamiento y que sean buenas personas es un pilar fundamental", dijo Fadeuille a Referí. A la hora de jugar se intenta respetar "la identidad y el estilo de juego que ha tenido el club" y destacó que todos los entrenadores "jugaron en Defensor y conocen los temas internos de la institución", lo que brinda un plus.

Los chiquilines que viven en la casita del club tienen la obligación de estudiar, pero a todos los juveniles se les explica por qué es importante hacerlo: "Antes el verso era 'estudiá por si te va mal en el fútbol', pero nosotros decimos que aunque te vaya bien en el fútbol, el estudio es importante para tomar mejores decisiones, para entender mejor los ejercicios o lo que dice el entrenador, y afuera de la cancha para firmar un contrato y hasta para relacionarte con los representantes", destacó el coordinador.

Defensor tiene gente que se encarga de captar jugadores, de recorrer las canchas de baby fútbol y también contactos en el Interior. Además, los representantes ofrecen o "nosotros les pedimos cuando necesitamos un jugador en tal posición para tal categoría", contó Fadeuille sobre la operativa de trabajo para captar futbolistas y agregó: "Nos fijamos en todo, en el entorno familiar, en el comportamiento, cómo juega, cómo es físicamente. Hoy en día llegan jugadores cada vez más chicos, pero a eso de los 16 o 17 años se tiene un panorama de futuro. A veces embocamos y a veces no".

Maxi Gómez es la última perla de las formativas y Fadeuille lo vio llegar: "Se notaba que era un jugador distinto, un 9 de área y agresivo, con mucha personalidad, pero también con buena técnica". Ahora la esperanza de futuro está puesta en Facundo Milán, autor de 100 goles en dos años y medio en el club: "No es tan fuerte como Maxi, pero es más veloz. Es un goleador nato. Tiene mucha proyección, un buen apoyo familiar, es el capitán y un referente", dijo Fadeuille. Es que la fábrica no se detiene.


Populares de la sección

Acerca del autor