Defensor se durmió y se quedó otra vez sin nada

Los violetas volvieron a perder, en tanto que Wanderers, que le ganó de atrás, lleva siete encuentros sin caer; Blanco de nuevo fue determinante

Felipe Gedoz no lo puede creer. Apenas un minuto antes, Nicolás Olivera abrió el camino con un tanto de cabeza tras un centro del Flaco Risso y le llegó la pelota servida. Eludió al arquero Cristóforo –una de las figuras con dos tapadas fundamentales justo también ante el brasileño– y pateó al arco vacío. Era el 2-0 en 12 minutos y casi el seguro triunfo violeta. Pero le pegó suave y la sacaron en la línea.

¿Se puede ser tan tajante y decir que con ese tanto la historia seguramente hubiese sido otra? Sí, porque en el primer tiempo, Defensor Sporting fue el único equipo en la cancha. Le pasó por arriba a Wanderers que no supo cómo reaccionar y que sintió la fiebre que hizo durante toda la semana uno de sus jugadores fundamentales en el medio como Santiago Martínez.

Entonces apareció el Nicolás Olivera de antaño, el que mueve la pelota, el que dibuja y anota, el que sabe manejar los tiempos.

De Arrascaeta, sin embargo, estuvo bastante apagado y solo Federico Gino mostró su clase a futuro pero con un enorme presente.

En esa primera parte, la diferencia fue tan grande que los violetas tuvieron cinco chances de gol y solo convirtieron una.

Pero todo cambió en el segundo tiempo. Al minuto, Sergio Blanco –tras gran jugada de Pastorini– puso el 1-1 y allí pareció liquidar el partido. Porque el propio Defensor se fue liquidando, se fue quedando insólitamente sin piernas, sin fútbol ni ideas.

Fue el cuarto partido consecutivo en el que el delantero convirtió en un equipo que hace siete compromisos que no pierde.

Gastón Rodríguez había amagado algo en el inicio y luego se había quedado. Pero a los 56 minutos, fue Chapita Blanco ahora quien ofició como asistidor. Entonces al gran volante bohemio solo le faltó empujarla para entregarse al grito internacional de las tres letras con el 2-1 a favor.

Defensor no encontraba las marcas, y se equivocaba ahora con la pelota. Wanderers no era un aluvión ni mucho menos, pero tenía piernas y supo aguantar.

Máxime cuando el violeta se quedó con 10 hombres tras la expulsión de Ramón Arias en una jugada infantil, un error impropio de su nivel. Allí todo se hizo inclusive mucho más cuesta arriba.

Wanderers ganó e increíblemente hasta el domingo tiene (mínimas) posibilidades de ser campeón.

Enfrente, Defensor ahora quedó con cuatro partidos sin ganar con tres derrotas y una igualdad. Un presente preocupante.
.

Wanderers 2-Defensor Sporting 1

Wanderers: Federico Cristóforo; Mauricio Gómez, Emiliano Díaz, Martín Díaz y Maximiliano Olivera; Santiago Martínez, Matías Santos y Adrián Colombino; Gastón Rodríguez, Rodrigo Pastorini y Sergio Blanco. Director técnico: Alfredo Arias

Defensor Sporting: Martín Campaña; Ramón Arias, Mario Risso, Matías Malvino, Lucas Morales; Federico Gino, Mauro Aramberry, Giorgian De Arrascaeta y Felipe Gedoz; Nicolás Olivera e Ignacio Risso. Director técnico: Fernando Curutchet

Cambios en Wanderers: 45' Diego Riolfo x Santiago Martínez, 72' Germán Duarte x Emiliano Díaz y 77' Richard Mercado x Gastón Rodríguez

Cambios en Defensor Sporting: 27' Gastón Silva x Lucas Morales, 66' Juan Carlos Amado x Mauro Arambarry y 77' Matías Jones x Felipe Gedoz

Cancha: Parque Viera
Árbitro: Roberto Silvera.

Goles: 12′ Nicolás Olivera (DS), 46′ Sergio Blanco (W), 56′ Gastón Rodríguez (W)
Expulsado: 63′ Ramón Arias (DS).


Populares de la sección

Comentarios