“De estos tropezones debemos aprender”

El volante aurinegro tiene claro que deben levantarse pronto de la eliminación de la Copa y admitió que por momentos se sintió “un poco solo en la contención” jugando con Antonio Pacheco en la mitad de la cancha

Dio la sensación de que sintieron un cimbronazo en medio del partido ante Cobreloa.
Sí, fue increíble. Hubo 20 minutos en los que no podíamos creer lo que sucedía en la cancha. Nos hizo mal a todos recibir el primer gol. Quedamos todos mirándonos como diciendo: “¿Qué pasó acá?”. Y cuando intentamos recuperarnos, enseguida llegó el segundo. Es que entramos desconcentrados y eso nos pasó factura, nos costó carísimo porque quedamos por el camino en la Copa.

¿Cómo jugadores profesionales como ustedes, quienes además defienden a un grande, pueden entrar desconcentrados a un partido tan importante?
Si te digo, te miento… La verdad es que no le encuentro explicación a ese tema, pero es la verdad.  

Daba la impresión de que no se encontraban entre ustedes en la cancha.
Sí, es así. Y te lo explico en lo que a mí concierne. Las dos primeras pelotas que toqué las entregué mal, estábamos como desorbitados (sic) y no encontrábamos el rumbo hacia el arco de enfrente. La posesión la tuvimos, pero nos equivocamos mucho con la pelota.

También hay que decir que el rival les jugó muy bien.
Ellos jugaron muy bien. Cuentan con futbolistas que tienen ideas muy claras y eso nos costó. Se notaba que venían en rodaje, pero no tenemos que poner excusas, ya que nos ganaron bien. Allá en Antofagasta también habían mostrado puntos altos, hacían lo que querían. Y acá como visitantes se encontraron con muchos más espacios todavía. Es increíble, pero es cierto, jugaron más tranquilos de visitantes y eso fue culpa nuestra.

¿No se sintió demasiado solo en el medio? Dio la sensación de que fue así, sobre todo, porque en el equipo que puso el técnico, al lado suyo jugó el Tony Pacheco y no lo ayudó mucho.
Es que no podés pretender que el Tony marque como (Marcel) Novick o que Novick la meta en un ángulo en un tiro libre como hace Pacheco. Pero sí, en realidad hubo momentos en los que me sentí un poco solo en la contención. El técnico había programado una cosa y no salió. Pretendía que tuviéramos mucho más juego ofensivo y no fue así.

Con muy poco, Peñarol igualmente trató de reaccionar, aunque lo hizo de manera muy desordenada.
Es que esos dos goles en contra y el correr de los minutos, nos jugaban en contra, nos ponían más nerviosos. Después de esos 15 o 20 minutos letales, reaccionamos como pudimos, más a impulsos que a fútbol.

Pero dio la sensación de que ya era demasiado tarde.
Cuando nos anotaron el segundo gol, nos hizo dar cuenta de todo lo que estábamos perdiendo. Y fue así, al final y con el correr del partido, perdimos todo. No esperábamos quedar afuera de la Copa tan pronto.

¿Cómo le pegó esta derrota y su consecuente eliminación de la Copa al plantel?
Cuando pasa esto es cuando más unidos tenemos que estar. Debemos estar tranquilos porque esto de la competición recién empieza para nosotros, pero sí tenemos que mentalizarnos en que se debe mejorar mucho. Esta Copa en la que quedamos eliminados era a suerte y verdad. No quiero desmerecer a ningún club, pero algunos seguramente deben decir “¿¡para qué estamos acá!?” y otros que no se juegan nada. Nosotros, realmente no pudimos...

El técnico, ¿les comentó algo después de la eliminación?
No, seguramente hablará con nosotros el lunes cuando volvamos a los entrenamientos. Pero está claro que acá hay que apoyarnos entre todos: nosotros al técnico y el técnico a nosotros.

Y ahora ya empieza el Uruguayo.
Sí, eso nos puede servir para sacarnos de encima el peso de la eliminación. No se pudo con la Sudamericana, tenemos que ir sumando de a tres puntos ya de entrada cuando empiece el Apertura. Peñarol tiene una fuerza bárbara como club y cada cosa que se propone, trata de sacarla adelante. Este es mi segundo año en el club y ya logré lo que había soñado que era un título. Ojalá que se pueda dar este año también. Tenemos que intentar sacarnos esa eliminación, porque si la sentimos a la hora de jugar, estamos equivocados. Ya hay que pensar a futuro y ganar de entrada.

Peñarol en lo local siempre es candidato. ¿A qué otros clubes ve con posibilidades de ganar el Uruguayo?
Sinceramente, no me fijé en los rivales o en cuál puede ser candidato. Porque contamos con tremendo equipo y estamos 100%. En el ámbito local, no nos pueden ganar así nomás, somos los actuales campeones. De estos tropezones debemos aprender, sacar la rebeldía necesaria para comenzar bien y llevarnos otro Uruguayo.


Populares de la sección

Comentarios