Da Silveira contraatacó a Peñarol y contó detalles del caso Jonathan

Dijo que hasta el lunes habló con Damiani y hasta que el club redactó su comunicado de disculpas, por lo que no entendió la reacción posterior contra él

El periodista Jorge Da Silveira anunció que se retirará del programa Punto Penal “hasta recuperar el equilibrio”, tras la crisis generada luego que sus opiniones sobre la profesionalidad del futbolista Jonathan Rodríguez pusieran en riesgo el pase del jugador a Benfica.

Con molestia, Da Silveira habló durante 15 minutos en el programa de canal 10 sobre el giro que dieron los dirigentes de Peñarol en la crisis, en particular del presidente Juan Pedro Damiani. Dijo que en un primer momento colaboró con el club y que incluso coordinó con el presidente la elaboración del comunicado de disculpas. De hecho, dijo que el comunicado no lo redactó él, sino un asesor de prensa cercano a Damiani, y que él dio su autorización, por lo que no entendió el radical cambio de postura cuando la institución cortó todo vínculo institucional y hasta se reservó el derecho de hacerle un juicio.

“Acá el único responsable de lo que pasó soy yo. Me equivoqué, di la cara como la di durante 53 años en medio de la exposición permanente de muchas horas en radio y en televisión. Si podrá equivocarse uno durante tantas horas durante tantos años, pero siempre creo haber tenido la valentía, cuando me di cuenta que me había equivocado, de asumir el error”, dijo Da Silveira.

Luego dio detalles hasta ahora inéditos de cómo se generó la crisis, al explicar cómo fueron los contactos que mantuvo con el presidente Damiani. Reveló que el lunes por la noche el presidente aurinegro lo llamó para ver si podía redactar un comunicado de disculpas, y el periodista le dijo que no lo podría hacer hasta después de la 1 de la mañana, ya que ese día jugaba la selección sub-20.

“Tengo en mi celular los mensajes. Nos pusimos de acuerdo sobre los puntos que había que tocar. Recibo un mensaje, que está registrado en mi celular, del presidente Damiani. Me sugirió si sobre las bases que habíamos hablado podía tener contacto con Álvaro Amoretti, persona vinculada a Peñarol, para tener conocimiento del tenor de la misiva que estaban redactando. Acepté todo lo que vino, y para darle verosimilitud le di mi numero de cédula de identidad y pasaporte”, dijo Da Silveira.

“Eso fue lo que aconteció. Luego vino el comunicado de la mutual, que no lo voy a calificar por el respeto a la institución”, dijo, “y luego el del Club Atlético Peñarol. Ahí no pesaron los dichos públicos de los dirigentes ni el hecho de que uno haya tenido la hidalguía de reconocer y enviar esa carta”, agregó el periodista.

“Estos son los episodios que a uno lo golpearon duro. Aparte se dio luego la intervención del Círculo de Periodistas Deportivos, que agradezco enormemente. Hubo infinidad de llamados de gente amiga para solidarizarse. Muchos colegas trataron el tema con ponderación”, dijo, y reconoció una columna de Lincoln Maiztegui en El Observador y otra de Washington Abdala en El País.

Luego dijo que el hecho causó un revuelo que superó el que se había generado como consecuencia de la causa penal que tuvo como protagonistas al DT de la selección Óscar Tabárez y a su exempleada doméstica; agregó que el "revuelo" superó el que también se produjo luego de que Damiani tratara al periodista Alberto Sonsol de “judío de mierda”.

“Como dice el amigo Abdala, hay una especie de ‘TotoGate’. Él dice que hubo en episodio que incluyó al técnico de selección, fue público y el periodismo en ningún momento comentó y se hizo eco. Yo tuve el expediente en mis manos, y nunca hice nada. El propio presidente de Peñarol tuvo un desliz público con Sonsol. Yo no dije nada, porque la hidalguía de Sonsol me hizo ver que no debía decir nada”.

Además, Da Silveira dijo que reaccionó con “indignación” ante el “ensañamiento” con su familia.  “Tengo una hija que tiene una vida pública y la han atomizado cobardemente. Lo que haya que decir sobre esto a quien habla”.

Finalmente, aclaró que el alejamiento de los programas en los que trabaja será temporal. “No quise perjudicar a mis colegas de Fox Sports; me retiré y no he vuelto porque ha habido insomnio e indignación y no son buenos consejeros. He vuelto a dormir, y el día que recupere el equilibrio voy a volver porque tengo que agradecer el apoyo que me hicieron llegar. No quiero perjudicar a nadie, menos a este programa que quiero tanto”, dijo en referencia a Punto Peral.

“Hemos tenido días muy duros. Soy un hombre de lucha. Estoy con mucha fuerza interior. Tengo que mitigar el insomnio por esas cosas que dije, la angustia que pasé y la bronca por hacer un blanco de mi familia. Ahora me voy a retirar para no incidir en el programa, para que los compañeros opinen libremente. Espero tranquilo, reitero que me he equivocado, lo he asumido, di la cara, ayudé a los que podían ser perjudicado con mis dichos, El resto es cuestión de uno saber enfrentarlo”, cerró Da Silveira.


Populares de la sección

Comentarios