Curry: "No hice lo suficiente para que el equipo ganase"

El base estrella de los Warriors de Golden State señaló que los Cavaliers "se merecieron la victoria"

El base estrella de los Warriors de Golden State, Stephen Curry, admitió que los Cavaliers de Cleveland eran unos merecidos campeones de la NBA, pero que al final su aportación no había sido la que el equipo había necesitado para ganar.

"Felicitaciones a los nuevos campeones, lucharon y se merecieron la victoria", declaró Curry, el Jugador Más Valioso (MVP) de la liga, que vivió otro partido frustrante en el apartado individual tras conseguir sólo 17 puntos. "Lo sucedido esta noche me perseguirá por un tiempo".

Curry, que anotó sólo 6 de 19 tiros de campo, incluidos 4 de 14 triples, reconoció que nunca estuvo inspirado en los tiros a canasta, aunque el equipo tuvo hasta los últimos segundos la posibilidad de haber ganado el partido.

"Te duele, de verdad", destacó Curry. "Me siento orgulloso de todos los compañeros que estuvieron en el campo durante toda la temporada este año... Confío que tendremos más oportunidades de luchar por títulos y alcanzar esta etapa de la competición".

Curry dijo que no tenía explicación de su pobre rendimiento en los tiros a canasta, que en absoluto tuvo que ver con la defensa que le hicieron los jugadores de los Cavaliers.

"Simplemente fallé yo, eso es todo lo que puedo decir", señaló Curry. "Un poco más de inspiración y la historia hubiera sido diferente".

Por su parte, el escolta Klay Thompson, que también perdió la inspiración encestadora en los momentos claves de los últimos partidos, incluido el séptimo, anotó sólo 14 puntos, reconoció que ellos habían sido los culpables de no conseguir la victoria.

"Tuvimos todas las oportunidades para conseguirlo con el 1-3 y luego en el séptimo, pero no fuimos capaces de sentenciar", destacó Thompson, que anotó sólo 6 de 17 tiros de campo, incluidos 2 de 10 triples, y no fue ni una sola vez a la línea de personal. "No hicimos las cosas bien".

Mientras que el ala-pívot Draymond Green, el gran líder de los Warriors, que fue el único que mantuvo todo el tiempo al equipo en el partido con una aportación de un doble-doble de 32 puntos, 15 rebotes y 9 asistencias, dijo que los números individuales no le servían para nada si al final no consiguieron la victoria.

"Somos mejor equipo que lo que hemos demostrado en el los últimos partidos", señaló Green. "Pero la realidad que cuenta son los resultados y estos nos dejaron con tres derrotas consecutivas y sin título".

Green, al igual que sus compañeros, felicitó a los Cavaliers por el título conseguido, pero reiteró que los Warriors estuvieron lejos del equipo que al inicio de la serie se pusieron con la ventaja de 1-3.

"No es normal lo que ha sucedido", valoró Green. "Se dieron ciertos factores imprevistos, errores y otras circunstancias que al final no nos ayudaron, pero debemos superar el momento y volver a ser el mismo equipo ganador de la temporada regular".

La consolación que les queda a los Warriors, que batieron todas las marcas históricas como equipo durante la temporada regular, es que en mundo de las apuestas de Las Vegas, ya los tienen colocados de nuevo como los favoritos a conseguir el título la próxima temporada.

Los Cavaliers son segundos, seguidos por los Spurs de San Antonio, Thunder de Oklahoma City y Los Ángeles Clippers.


Fuente: EFE