Cuevas ganó y está a un paso de meterse entre los 20 mejores del mundo

El uruguayo venció a Mathieu 7-6, 6-4 y clasificó a semifinales de Hamburgo, una victoria más lo meterá

Pablo Cuevas cosechó otra gran victoria este viernes en el ATP 500 de Hamburgo: venció al francés Paul-Henri Mathieu (66 ATP) por 7-6 (7) y 6-1 para clasificar a semifinales. No sólo eso: ya se aseguró 180 puntos para el ránking, y, de ganar en semifinales, cumplirá el objetivo de meterse entre los 20 mejores del mundo.

El uruguayo, 24º ATP y segundo cabeza de serie del torneo alemán, mejoró aún más un saque que ya era sólido: acumuló 12 aces (en cuartos de final habían sido 2), pero además tuvo una tremenda efectividad con el primer saque, con el que apenas perdió tres puntos en todo el partido: 34 de 37 puntos para un 92%.

Además, Cuevas mejoró un punto flojo de esta semana: la efectividad en break points: si ante Monteiro habían sido 4 de 13, esta vez fueron 2 de 4, ambos en el segundo set.
El primer set fue muy parejo y ninguno se pudo quebrar hasta llegar al tiebreak, que se lo llevó el uruguayo 9-7. En el segundo, Cuevas quebró de entrada, se puso 3-0 y a partir de ahí se acabó el partido, porque dominó tenística y mentalmente al francés.

En semifinales, el sábado, el salteño enfrentará al ganador del duelo entre Phillip Kolschreiber (22 ATP y cabeza de serie Nº1) y Renzo Olivo (153), que juegan en el último partido del día.

Cerca del puesto 20
Con la victoria Cuevas se aseguró 180 puntos, aunque en la práctica serán 90, ya que se le van los 90 que consiguió el año pasado, con lo que llegaría a 1.645 puntos. Eso ya le permite pasar a Benoit Paire (23), que quedó afuera en primera ronda de Hamburgo, y a Lucas Pouille (21), que no juega esta semana por estar disputando Copa Davis, mientras que Kolschreiber (22 y 1.600) se juega hoy la chance de seguir avanzando.

El puesto 20 está a 30 puntos (1.675) de Cuevas y lo ocupa el español Feliciano Lopez, que tampoco juega esta semana ni defiende puntos. Si el uruguayo gana en semifinales, además de sacar de carrera a Kolschreiber (si llega) sumará 300 puntos (210 con la resta de los 2015) y por eso pasaría a López con 1.765, quedando 20º del mundo. Lo separarían 85 puntos del 19º (Bernard Tomic, 1.850).

De ganar el torneo, Cuevas también superaría a Tomic y a Kyrgios (1.855), para aparecer el lunes en el puesto 18 con 1.965.