Con rebeldía, Aguada forzó una finalísima

En base a un gran juego de Leandro García Morales -goleador con 34 tantos-, el rojiverde goleó 91-74 y el lunes definen el título en el séptimo partido

Cuando ya no tenía más margen, porque un triunfo de su rival lo dejaba sin título. Cuando debía salir a demostrar por qué llegó hasta las finales, Aguada, con una gran actuación de Leandro García Morales y de un equipo que se plantó con una rebeldía que hasta ahora no había mostrado en las finales, venció 91-74 a Defensor Sporting e igualó 3-3 el playoffs final de la Liga Uruguaya de Básquetbol, que se define al mejor de siete. El lunes el ganador será el campeón.

Fue paliza desde el arranque mismo y sin que el fusionado tuviera chance de reaccionar. Desde el arranque porque Espíndola acertó con el ingreso de Muro como titular en el lugar de Pablo Morales, porque Aguada se puso 12-6 con ocho puntos de García Morales y porque la actitud de los rojiverdes fue muy diferente a la que mostraron a lo largo de toda la serie. Defendieron como nunca y consiguieron rápidamente sus objetivos. Además, en ofensiva, la labor de Aguada en el primer cuarto fue perfecta, con 12 puntos  de su figura y con el detalle de que los cinco que jugaron esos 10 minutos aportaron puntos.

El segundo cuarto Defensor Sporting tuvo su mejor momento, porque Castrillón y Aristimuño, que vinieron desde el banco, le aportaron al equipo lo que le faltaba, actitud para defender y goleo. Baxley, el encestador de su equipo, tuvo ayer una noche de terror: no aportó puntos en los 16’ que estuvo en cancha, luego salió lesionado. Por eso el fusionado se puso a cuatro (25-21, a los 3’ de ese período), luego de establecer un parcial de 12-0. Era lógico: Aguada había pasado 5’30” sin convertir entre el primer cuarto y el segundo. Pero en cuanto volvió a abrir el aro, amplió las diferencias y sacó en ese período hasta 18 (45-27).

En el arranque del tercer cuarto se registró una jugada que puede marcar las finales: un codazo de Hamilton a Smith, que era para expulsión, fue sancionado con falta antideportiva por el árbitro Arenas. Smith reaccionó, cabeceó a Hamilton y fue bien expulsado por Sánchez Varela. ¿Por qué puede marcar la serie esa incidencia si ganó Aguada? Porque el viernes , los rojiverdes salvaron el punto sin el estadounidense, pero en la finalísima del lunes, que no debería jugar por suspensión, su ausencia será difícil de disimular por todo lo que aporta a su equipo. Además, porque Aguada tiene un equipo corto y dos jugadores veteranos (Muro -37 años- y Pablo Morales -35-), con muy pocas horas de recuperación para el partido que decidirá el campeón del año.

El segundo tiempo sobró. Aguada ganó con autoridad. García Morales hizo más de lo que había desarrollado hasta ese momento y Pablo Morales embocó todo. Defensor Sporting nunca encontró soluciones y sufrió la noche que iba a festejar el título. El lunes será noche de campeón.

 estadísticas en vivo de la final acá


Populares de la sección

Comentarios