Con Pelé en la grada, el mítico Cosmos vuelve a la cancha

Después de 30 años de silencio, los propietarios del club anunciaron el relanzamiento comercial con el brasileño como presidente honorario

El legendario club de fútbol estadounidense Cosmos de Nueva York, donde jugó el gran Pelé en los años 1970, vuelve el sábado a la acción tras casi 30 años de silencio con un equipo liderado por el español de origen brasileño Marcos Senna.

"Es muy emocionante para mí estar aquí. Como saben, cuando me propusieron jugar en Cosmos ya estaba retirado. Con Cosmos reviví", contó este jueves Pelé, presidente honorario del club, en una ceremonia en el Empire State Building para iluminar al rascacielos con el color verde del equipo antes de su debut en la liga de segunda división estadounidense, partido al que asistirá la leyenda brasileña.

Cosmos hizo historia entre 1975 y 1984, cuando su por entonces presidente Steve Ross invirtió grandes sumas de dinero para traer a estrellas mundiales semi retiradas o en sus últimos años de carrera profesional, entre ellos Pelé, su compatriota Carlos Alberto, el alemán Franz Beckenbauer y el holandés Johan Neeskens.

Con el aporte futbolístico y publicitario de Pelé, el equipo ayudó a difundir el fútbol en Estados Unidos cuando este deporte era aún poco conocido en el país, batiendo récords de asistencia de público y ganando varias ligas.

Para Pelé, Cosmos es algo muy especial, ya que cerró su carrera como futbolista el 1 de octubre de 1977 en un partido amistoso entre el equipo neoyorquino y el Santos de Brasil, su club de toda la vida, jugando un tiempo para cada uno.

"Hoy hablaba con Carlos Alberto, con Marcos... Perdí mi voz esta mañana porque me emocioné, estaba muy feliz. Lloré porque recordé a mi querido y amado Cosmos", confesó el jueves Pelé al lado de su ex compañero y capitán de la selección brasileña campeona mundial de 1970 y Senna, ex internacional de España y estrella del nuevo equipo.

Si la presencia de Pelé, Beckenbauer y otras estrellas marcó una época de oro para el fútbol en Estados Unidos, ese nivel no pudo mantenerse a largo plazo y en 1984 la liga desapareció, con lo cual el club tuvo que cesar su actividad un año después.

Tras casi 30 años de silencio, los propietarios del club anunciaron en 2010 el relanzamiento comercial del Cosmos con Pelé como presidente honorario y el francés Eric Cantona como director deportivo.

Ahora, llegado finalmente el momento del regreso al campo de juego, el club tiene previsto un gran festejo el sábado en su primer partido oficial ante Fort Lauderlade Strikers de Florida en el estadio Shuart de la Universidad de Hofstra (Hempstead, 30 km al este de Nueva York).
  
Pelé y Carlos Alberto estarán acompañados por familiares del fallecido italiano Giorgio Chinaglia, que jugó con ellos por aquel entonces, para recibir un homenaje antes del inicio del puntapié inicial.

Nueva York se prepara para una batalla de clubes de fútbol

El objetivo del Cosmos es por supuesto llegar a la división estelar, la Major League Soccer (MLS), donde Nueva York ya tiene un equipo, el Red Bulls.

La ciudad podría llegar a contar muy pronto con hasta tres clubes en la máxima categoría del fútbol estadounidense, ya que la MLS otorgó una plaza a partir de 2015 a una franquicia del equipo inglés Manchester City asociado a los New York Yankees.

Sin luminarias como Pelé, ni grandes estrellas actuales como el francés Thierry Henry (Red Bulls) o el inglés David Beckham (que jugó en el Galaxy de Los Angeles recientemente), Cosmos presenta como figura al español de origen brasileño Marcos Senna, campeón de la Euro-2008 con su país de adopción.

El plantel que entrena el venezolano Giovanni Savarese incluye además varios latinoamericanos: su compatriota Diomar Díaz, el guatemalteco Henry López, el colombiano Juan González, el uruguayo Sebastián Guenzatti y el brasileño Paulo Mendes.

El presidente del club Seamus O'Brien sabe que los tiempos son otros y que este Cosmos no es aquel de los "Galácticos" de los años 1970, que a su entender se anticipó en muchos años a Real Madrid con ese apodo de principios de la década del 2000 con el francés Zinedine Zidane, el portugués Luis Figo y el brasileño Ronaldo.

"Tenemos 28 muchachos que nunca se habían encontrado hasta hace tres meses. Tenemos un entrenador que pienso tiene lo que hay que tener. Ha dispuesto de un presupuesto y está armando el equipo", afirmó O'Brien en una entrevista a la AFP.

"Hemos dicho que nuestros costos no van a superar nuestros ingresos. Es un negocio. Pero tenemos la posibilidad de empujar el barco cuando lo necesitemos y hemos tenido en cuenta eso en lo que queremos hacer", agregó.

Símbolo de la modestia de esta nueva etapa, el Cosmos pasará del récord de 77.691 espectadores alcanzados en un partido en 1977 a jugar en un estadio para unos 10.000 espectadores.


Fuente: Mariano Andrade, AFP

Populares de la sección

Comentarios