Con el sello del Urreta

El volante de Sud América Bruno Giménez se ilusiona con zafar del descenso

En la cancha del Urreta, uno de los grandes del baby fútbol de la capital y de todo el país, se formaron varios jugadores que luego llegaron a Primera división y fueron figuras. Luis Suárez es hoy en día el ejemplo más destacado.

También por ahí dieron sus primeros destellos futbolistas que hoy en día son protagonistas en el medio como Gonzalo Bueno, "el Mago" Santos y Bruno Giménez, el 10 de Sud América, quien puso el 2-0 en la victoria ante River Plate, con el que los "buzones" lograron el primer triunfo en el Intermedio, torneo en el que quieren revertir la imagen del Apertura.

Bruno, volante creativo zurdo, se crió y sigue viviendo en La Blanqueada, con su madre, frente a la cancha del Urreta. "Estaba todo el día jugando ahí", contó a Referí. "En el baby fútbol me hice bastante conocido porque cuando era chico era gordito y le pegaba fuerte a la pelota, entonces sacábamos de la mitad de la cancha, le pegaba al arco y de saque metíamos un gol casi siempre", comentó. "Cuando sos chico, si tenés potencia le pegás arriba y el golero no llega. ¡Y hacia 20 goles así! Arrancábamos el primer tiempo y ya metíamos un gol. Cuando nos hacían uno, sacábamos y metía otro. Así fue en varios partidos. Era increíble", recordó.

En esa cancha comenzó a marcar su destino en el fútbol. Gustavo "Zorro" Bueno, padre de Gonzalo, lo veía jugar. Luego de que hiciera Séptima y Sexta en Sud América, Bueno lo llevó a la Sub 16 de Nacional.

"Ahí estuve cinco años en juveniles", contó. "Soy de la generación 1991, de 'Nano' Ramos, 'el Vampiro' Darwin Torres, Diego Barboza. En la Tercera luego jugué con Nico López, 'Colo' Romero, Gonzalo Bueno, Rolín... con muchos. Y tengo contacto con ellos, quedó una buena relación".

Luego llegó a Primera pero su sueño de jugar con la camiseta tricolor quedó trunco. "Nunca llegué a debutar", señaló. "Me dieron a préstamo a El Tanque, después a Cerro Largo y luego Juventud de Las Piedras", recordó. "Alternaba y no me renovaron. Ahí quedé libre y volví a Sud América a Primera. Eso fue hace dos años. Después estuve un año en la B en Oriental de La Paz y volví a la IASA el semestre pasado", contó.

Tener la oportunidad de poder jugar en Nacional es su gran sueño. "Me hubiera encantado poder debutar, más si sos hincha de Nacional", señaló. Pero también reconoció que su "primer objetivo" es salvarse del descenso con Sud América. "Eso me haría muy feliz, y luego, pensando en grande, volver a tener la chance de jugar en la Primera de Nacional", dijo sobre sus aspiraciones.

Bruno Giménez
Bruno Giménez
Bruno Giménez

Salvar a la IASA es la misión del equipo que dirige el argentino Damián Timpani. Giménez considera que el grupo terminó el Apertura en ascenso, pese a los malos resultados.

"Hubo muchos partidos que no merecimos perder, porque estábamos jugando bien pero no se nos estaban dando los resultados. El último contra Nacional, en el que perdimos 4-3, el equipo se fue con una confianza de que sabíamos que podíamos ganarle a cualquiera", indicó. "Terminamos con esa confianza y en el Intermedio nos dio esa fuerza que necesitábamos para salir con todo en estos dos partidos que tuvimos".

En la IASA, Bruno juega de enganche, "pero no como antes, porque ahora hay que marcar", aclara, o de volante por izquierda. Además, es el dueño de las pelotas quietas. "Tiro córners, tiros libre y penales. Es una virtud que tuve de chico, de pegarle bien, por suerte".

Para eso, dos veces a la semana se queda a entrenar y recuerda los piques que le dio Álvaro Recoba, su ídolo, cuando coincidieron en Nacional. "Tuve la suerte de entrenar con él y, la verdad, hay que lustrarle los zapatos", dijo, elogiando la pegada del Chino.

Giménez, el gordito del Urreta, hoy es el 10 de la IASA y quiere seguir creciendo porque aún tiene sueños por cumplir.

¿El Messi uruguayo?

Cuando se le comenta de su parecido con el argentino Lionel Messi, Giménez se ríe y aclara que solo es físico. "En pila de lugares me decían de sobrenombre Messi. Soy bastante parecido, en mi aspecto, no en la forma de jugar, ojalá fuera en eso (risas), y me bromean con Messi", señaló. Sobre su forma de patear los penales, señaló: "Los defino en el momento y dependiendo del golero. Ahora con River me tocó Nicola Pérez, que también estuvo en las juveniles de Nacional y me conoce de chico, Mientras iba a patear me hablaba e hizo que me pusiera un poco más nervioso, pero lo hice", comentó el volante.

Futuro cuerpo técnico con Nano Ramos

Coincidieron en Nacional y en una sub 18 de Uruguay y de ahí surgió una amistad que se mantiene. Bruno estudia licenciatura en Educación Física en la ACJ y con su amigo, que quiere ser DT, ya piensan formar un cuerpo técnico cuando se retiren.

4 goles

Hizo Bruno Giménez en el Apertura, torneo en el que fue uno de los tres goleadores de Sud América. En el Intermedio ya lleva uno.

El ídolo

Álvaro Recoba fue y es su ídolo. "Cuando era chico después de los partidos de Uruguay o Inter salía a la cancha pensando que era él. En Nacional lo vio todo el mundo porque es bastante actual, (Recoba) entraba y a Gonzalo Bueno le metía tres pases de gol", comentó.

El Urreta

"Soy de La Blanqueada. Vivo con mi madre, frente a la cancha de la Urreta. Me quedaba cerquita.De acá salió Gonzalo (Bueno), el Mago Santos, Matías Abisab, Martín Tejera, Suárez. No lo llegué a ver (a Suárez) porque es más grande que yo. Urreta siempre tiene muy buenos jugadores y siempre está peleando la Liga".

Los técnicos que lo marcaron

"Gustavo Bueno me conocía del Urreta porque jugábamos ahí (con Gonzalo Bueno) pero en categorías distintas. Fue uno de los técnicos que me marcó mucho el estilo de juego. Damián Tímpani ahora me parece un muy buen técnico, y después el Polillita Da Silva, que lo tuve en El Tanque".

Fútbol y estudio

"Aparte del fútbol hago la licenciatura de Educación Física en la Asociación Cristiana de Jóvenes. Estoy haciendo el curso para ser profesor. Estoy en segundo año y son cuatro. Mis compañeros tienen clases todos los días pero yo no hago todas las materias porque no me da el tiempo, pero hago de a dos o tres y voy de tarde. La voy llevando. Me hacen hacer ejercicios que a veces hacemos en el fútbol. Y ahora te preparan para enseñarles a los niños. En este año es la práctica docente y tenes que ir a un colegio durante un año y ser el profe de una escuela".




Populares de la sección

Acerca del autor