Con el amuleto para el tri

La llegada de Alejandro Lembo, bastión del equipo que ganó por última vez tres campeonatos consecutivos, hace ilusionar a Nacional con repetir el éxito de 2000, 2001 y 2002

El Apertura es un torneo que le cae muy bien a Nacional. Lo ganó en 10 ocasiones. Pero lo que realmente importa en el club es el tri, el tercer Campeonato Uruguayo consecutivo. La última vez que lo obtuvo fue en 2000, 2001 y 2002, cuando a Alejandro Lembo lo bautizaron “levanta copas”. Era el capitán, y como tal, el encargado de recibir el trofeo. El zaguero que en aquellos tres años disputó 85 partidos (solo superado por Óscar Morales con 94) regresó este semestre al plantel (después de un año en Argentina), como para que los hinchas tengan otro amuleto para ilusionarse.

Andrés Scotti también fue parte de aquel proceso (disputó 33 partidos en 2002), y el golero Jorge Bava ocupó el banco de suplentes en algunos encuentros.

Siete de los integrantes del plantel llegaron en el actual período de pases (Lembo, Adrián Romero, Juan Manuel Díaz, Juan Ramón Curbelo, Adrián Luna, Jonathan Ramírez y Sebastián Taborda), algunos fueron campeones este año y otros en las últimas dos temporadas. 

El técnico Gustavo Díaz es nuevo y su labor es un signo de interrogación. Llegó a Nacional por méritos propios, por el buen trabajo que desarrolló en Defensor Sporting, pero dirigir al bicampeón es todo un desafío.

El plantel perdió jugadores importantes como Tabaré Viudez, el goleador Richard Porta y Alexis Rolín (ver aparte), pero llegaron otros con condiciones como para reemplazarlos. El asunto es que aún faltan 11 días para que se termine el período de pases en Europa y se puede ir alguno más. Matías Cabrera está con las valijas prontas, mientras e hay interesados por Facundo Píriz y Matías Vecino.

El técnico cuenta con una columna vertebral de futbolistas experimentados, con más de 30 años: Scotti, Lembo, Hueso Romero, Medina y Recoba. A su madurez apeló el Chavo para explicar el equilibrio que tuvo el equipo después del mal debut.

La rapidez del inicio de la Copa Sudamericana provocó que la pretemporada de Nacional no fuera la adecuada. Dos semanas de trabajo físico y a la cancha. Es por eso que recién ahora el equipo se está conjuntando y tratando de llevar a la cancha la idea del técnico.

Antes de debutar contra Deportes Iquique, Nacional solo había jugado dos amistosos, menos de 90 minutos cada uno y separados por 24 horas, frente a las selecciones departamentales de Salto y Paysandú.

Eso fue letal en el arranque de la temporada oficial porque cayó 2-0 en Chile frente a Iquique. La idea de Díaz, de aguantar en el medio y tratar de sacar el contragolpe con Sánchez, no dio resultado.

Las dos semanas de separación entre el partido de ida y el de vuelta le permitieron avanzar en la conformación del equipo. Así, para la revancha hizo cambios, practicó otro sistema táctico y le salió bien: goleó 4-0 y se clasificó a la siguiente fase de la Sudamericana.

Los tricolores llegan al arranque del Apertura con dos partidos oficiales encima y amistosos contra Salto, Paysandú, Wanderers y Liverpool. No es lo ideal y menos cuando aún sigue el trasiego de futbolistas que van y vienen.

Además de madurez, el técnico logró conjuntar un plantel con jugadores veloces para jugar por las bandas, sumó un delantero de importante juego aéreo como Taborda y cuenta con la clase del Chino Recoba, quien ya demostró en la revancha contra Iquique que continúa con la magia intacta.

La doble competencia siempre es una incertidumbre para los equipos locales. Nacional la tiene ahora y también la tendrá el semestre próximo. Todo un desafío para el DT. El camino hacia el tricampeonato empieza frente a Defensor Sporting, al que le ganó las últimas dos finales del Uruguayo y con el que se generó una polémica importante por la contratación del técnico Díaz. Condimentos para el primer plato. 

Cabrera sin pasaporte

El pase de Matías Cabrera a Torino de Italia se complicó ayer porque el futbolista no tiene pasaporte comunitario. De todas formas, una fuente del club dijo a El Observador que no está descartada su salida del club. El que sí se va y viaja hoy es Alexis Rolín. Catania parece ser el destino del zaguero, aunque se informó de parte de sus representantes que otras dos instituciones están interesadas en su concurso.


Populares de la sección

Comentarios