Catarsis del Maestro: "No sé si en el llano cometemos esos errores tan gruesos"

El entrenador fue muy crítico con el rendimiento del equipo en la derrota ante Ecuador
El Maestro Tabárez no suele hablar de jugadas concretas o errores puntuales. Quizás la altura de Quito o el enojo por los "400 escalones", como dijo textualmente que tuvo que subir hasta el palco por estar suspendido, le generaron una estado anímico especial, y la necesidad de una catarsis ante el primer micrófono que encontró. Sus palabras reflejaron esa bronca, y ese convencimiento de que muchos de los errores cometidos se dieron producto de los 2.800 metros de la ciudad ecuatoriana.

"Los goles llegan por errores defensivos, evidentemente. Uno sabe que los errores fueron acá. No sé si en el llano cometemos esos errores tan gruesos como el del segundo gol, en el que queda un jugador solo que iba a patear. Uno no encuentra explicación lógica. Sé que el equipo es más que esto, hay que hacer una autocrítica importante y empezar a pensar en el próximo partido", dijo Tabárez ante VTV.

"Todo influye. Si un jugador es impreciso lo va a ser mas en la altura. La trayectoria de la pelota cambia, todas esas cosas. No lo voy a agarrar como escudo, no es mi estilo", dijo Tabárez, tratando de no justificarse pero haciéndolo un poco.

Pese a todo lo anterior, Tabárez reconoció que la derrota uruguaya fue justa. "Tratamos de limitar al rival, que ganó bien. Superó momentos en los que le generamos problemas, hubo una jugada clave, la tapada maravillosa del arquero. Después el estado físico de los equipos fue en sentido inverso. Ellos están tranquilos y cómodos acá, son un buen equipo, pero nosotros lo sufrimos mucho. El equipo siguió queriendo sin hacer un gran partido, que es lo que hay que hacer para ganar acá".

Luego el Maestro defendió a sus jugadores y apuntar al famoso "cassette" de "no somos los mejores del mundo cuando ganamos ni los peores cuando perdemos": "Todos hicieron el esfuerzo, me cuesta dar nombres propios porque lo hablamos en el equipo. No puedo hacer análisis por la prensa cuando no pude ni siquiera saludar a todos aún. Hay que tener cuidado no pensar que éramos otros por ganar dos partidos y por perder reflotar otras cosa. Hay que tener mucha calma, sabemos lo que es una eliminatoria bien de adentro. Nunca nos fue fácil".

Además, el entrenador dijo que la evidente falta de juego del equipo no fue una falla de sistema, y volvió a ser crítico como pocas veces. "El equipo tuvo la actitud de siempre, pero no tuvo el juego al tomar la pelota. Se ve que había dificultad para controlarla. Fue lo mismo que en La Paz, pero allá ganamos. Tenemos claro que para conseguir los puntos necesarios para clasificar hay que hacer partido mas redondos, sobre todo en ciudades de altura como esta". Ante todo, Tabárez destacó la "responsabilidad de todos, en primer lugar la mía". Simplemente perdimos partido con rival que fue mejor".

Y así se fue, crítico como pocas veces y dejando clara la necesidad de mejorar.