Caos en el fútbol en Grecia

Los incidentes del clásico del domingo entre Panathinaikos y Olympiacos determinaron la interrupción indefinida de las actividades

El ministro adjunto de Deportes, Stavros Kondonís, anunció este miércoles la suspensión indefinida de todos los partidos de fútbol de la liga griega para poner en marcha una serie de medidas encaminadas a acabar con la violencia en los estadios.

La medida se adoptó tras los impactantes incidentes del domingo pasado ocurridos minutos antes de que empezase el clásico entre Panathinaikos y Olympiacos.

Unos 50 seguidores de Panathinaikos invadieron el terreno de juego del Apostolos Nikolaidis Stadium, su estadio, y lanzaron objetos a los jugadores de Olympiacos que empezaban el calentamiento de la que fue la 25ª jornada de la Liga de Grecia.

El lanzamiento de bengalas y objetos continuó después del partido lo que provocó enfrentamientos con la policía que incluso utilizó gases lacrimógenos contra los aficionados.

Increíblemente el partido se jugó ganando Panathinaikos 2-1.

Para colmo de males, este martes hubo una reunión entre los dirigentes de los clubes y también se registraron hechos de violencia.

Un miembro de la seguridad del presidente de Olympiacos, Evángelos Marinakis, agredió al vicepresidente de Panathinaikos, Vasilis Constandinu.

"El señor Marinakis me lanzó una botella de agua y su guardaespaldas golpeó a Vasilis Konstantinou", provocándole una herida en el labio, explicó el presidente del Pana, Giannis Alafouzos.


Fuente: EFE

Populares de la sección

Comentarios