Brasil, "O mais grande" del agua

Piscina corta. Por primera vez en la historia Brasil se adueñó del medallero de un Mundial de natación

Brasil tiene muy buenas razones para empezarse a olvidar su fracaso futbolero en el Mundial que organizó este año. Pero para eso, tiene que mirar más allá de la pelota. Y si empieza por la piscina, ya puede largarse a festejar: la selección de natación se consagró como la máxima ganadora en el medallero general del Mundial de natación de pileta corta que culminó ayer en Doha.

Brasil, que es una potencia creciente en el mundo de las piscinas, conquistó siete medallas de oro para colocarse por encima de potencias como Hungría, que presentó a una máquina de ganar medallas como Katinka Hosszu, y Holanda, que mostró un imponente dominio en las pruebas de relevos femeninos más rápidas.

La caída de Estados Unidos
Ojo. Para ganar un medallero en un mundial de natación algo le tuvo que haber pasado a Estados Unidos. ¿Qué fue? Que al mismo tiempo celebró el torneo nacional nacional de invierno y allá se quedaron varios exponentes de peso, como Katie Ledecky.

Además, su principal estrella, Ryan Lochte, parece empezar a sentir el declive de los años. A los 30, el máximo ganador en la historia de estos torneos, creados en 1993, ganó ocho medallas pero ninguna dorada en las cuatro pruebas individuales en las que se presentó.

La gran potencia mundial de la natación solo ganó dos doradas: 4x200 libre masculino y 4x50 libre mixto, prueba en la que compiten dos hombres y dos mujeres.

Estados Unidos y Australia son los que más han liderado el medallero general en corta: cinco ediciones cada uno. Brasil se sumó a China, que dominó en Palma de Mallorca 1993.

Los sudamericanos sumaban 12 medallas de oro en todo su historial. Ahora conquistaron nada menos que siete.

Para eso contó con la participación de un inesperado héroe: Felipe Franca Silva.

El pechista ganó el oro en 50 y 100 m pecho y participó en las tres postas donde Brasil mostró chapa de equipo para sumar tres preseas doradas (4x50 y 4x100 combinado en varones y 4x50 combinado mixto).

“Pensar que hace unos años estaba pasado de kilos. Ahora bajó mucho y tiene una potencia bárbara”, contó el presidente de la FINA, el uruguayo Julio César Maglione.

El propio deportista se lo confesó a Alan Vaccaro, periodista uruguayo que cubrió el torneo para AIPS: “En 2012, tras mi fallida actuación en Londres 2012 estaba en el piso y me pregunté que iba a hacer, si levantarme o quedarme. Por suerte, Jesucristo me guió para vivir este momento”.

César Cielo fue clave ayer para ganar la final del 100m libre por delante del francés Florent Manaudou, quien llegaba con viento en su ancho torso producto de los dos oros con sendos récords mundiales logrados en 50 m libre y en 50 m espalda.

Si de récords mundiales se trata, el Mundial de Doha rompió el molde: se batieron 20, superando los 18 que se registraron en Manchester 2008 y que era hasta ayer el torneo donde más marcas se batieron.

En esto de la natación, el récord es sinónimo de obsesión. En los días previos al torneo, la única preocupación existente era si se iba a poder o no bajar marcas.

La húngara Katinka Hosszu que venía de ganar 69 medallas a lo largo de siete etapas de Copa del Mundo en pileta corta despejó las dudas: bajó cuatro récords mundiales siendo la nadadora más exitosa del certamen al conquistar cuatro oros.

Pero tuvo que remarla. En la primera jornada la española Mireia Belmonte le ganó dos pruebas (200 mariposa y 400 combinado) donde también impuso récords mundiales.

Así se marcó la cancha. La del Hamad Aquatic Center de la capital cataría. Un escenario donde cada récord se palpitó a puro grito, chiflido y aplauso con 5.000 personas de pie.

Fueron en total 23 los récords. Fue tan grande el nivel que una posta rusa (4x50 m combinado masculino) llegó a batir un récord mundial por la mañana en la serie clasificatoria, y por la tarde no llegó ni a quedar en el podio siendo su marca mejorada por Brasil.

Se terminó Doha y se cerró el año de la natación con un mundial de un nivel alucinante y una organización a la par.

El año que viene será el turno para la pileta larga con el Mundial de Kazan como principal torneo. Y ahí comenzará a marcarse el pulso para Rio 2016.

LOS RECORDS
Prueba    Sexo    Nadador    País    Tiempo
4x50 libre    Femenino    Relevo    Holanda    1.34.24
50 espalda    Femenino    Etiene Medeiros    Brasil    25.67
100 mariposa    Femenino    Sarah Sjostrom    Suecia    54.61
200 libre    Femenino    Sarah Sjostrom    Suecia    1.50.78
100 combinado    Masculino     Marcus Deibler     Alemania    50.66
4x50 libre    Masculino    Relevo    Rusia    1.22.60
50 espalda    Masculino    Florent Manaudou    Francia    22.22
200 combinado    Femenino    Katinka Hosszu    Hungría    2.01.86
4x50 libre    Mixto    Relevo    Estados Unidos    1.28.57
200 mariposa    Femenino    Mireia Belmonte    España    1.59.61
400 combinado    Femenino    Mireia Belmonte     España    4.19.86
4x200 libre    Femenino    Relevo    Holanda    7.32.85
400 combinado     Femenino    Mireia Belmonte    España    3.48.86
100 espalda    Femenino    Katinka Hosszu    Hungría    55.03
100 mariposa    Masculino    Chad Le Clos    Sudáfrica    48.44
4x50 medley    Masculino    Relevo    Brasil    1.30.51
4x200 libre    Femenino    Relevo    Holanda     7.32.85
4x100 combinado    Masculino    Relevo    Rusia    1.30.51
4x50 combinado    Masculino    Relevo    Rusia    1.22.60


Fuente: Invitado a Catar

Populares de la sección

Acerca del autor

Comentarios