Alonso está habilitado para volver a competir

La Federación Internacional de Automovilismo indicó que el español está "provisionalmente en forma" para correr en China

Los médicos de la Federación Internacional de Automovilismo (FIA) dieron este jueves el visto bueno al piloto español Fernando Alonso (McLaren) para volver a subirse a un coche y competir en el Gran Premio de Fórmula 1 de China a partir de este viernes, tras declararlo "provisionalmente en forma" para ello.

Con todo, tras los primeros entrenamientos libres, que se disputarán este viernes, tendrá que someterse a un nuevo chequeo médico para confirmar que efectivamente está en condiciones de afrontar todo el fin de semana.

"Fernando Alonso fue autorizado por la FIA a ponerse al volante en China, a expensas de los nuevos exámenes que se efectúen tras la primera sesión de ensayos libres el viernes", señala la escudería británica McLaren en un comunicado.

"Los comisarios de carrera siguieron la opinión del delegado médico de la FIA, quien, tras consultar con el médico principal del Gran Premio de China y con el médico del piloto, estima que el piloto está capacitado, en su estado actual, para participar en el evento", según el comunicado de la FIA citado por McLaren.

El escudería precisa haber solicitado la inscripción de Alonso en el GP de China, tercera prueba del Mundial 2016. El doble campeón del mundo afirmó el jueves sentirse "preparado al 120%" para correr en Shanghái. "Estaba mentalmente al 100% en Bahréin, pero físicamente sufría mucho", explicó el piloto español de 34 años.

"Hoy estoy mentalmente preparado al 120% y físicamente al 100%. El nivel de dolor es de cero", aseguró la víspera de los primeros ensayos libres. "Siento que estaré al 100%. Si no lo pensara no habría realizado el viaje (a China). Veré cómo va tras unas vueltas. Si no va bien seré el primero en decirlo", añadió.

Así se salvó Fernando Alonso en el accidente de Australia
Así se salvó Fernando Alonso en el accidente de Australia

Alonso sufrió un aparatoso accidente en el primer Gran Premio de la temporada, el 20 de marzo en Australia, del que salió milagrosamente con sólo una rodilla dolorida y una costilla rota.

Él mismo reconoció tras el accidente que tuvo la "suerte" de seguir vivo mientras su monoplaza quedó reducido a chatarra.

Pero la FIA no le autorizó a ponerse al volante en el siguiente Gran Premio, el 3 de abril en Bahréin, al considerar que "la mejora (de su estado físico) no era suficiente para permitirle correr con total seguridad".

Seguirá con controles

Según anunció este jueves el organismo, ya caída la noche, mediante un comunicado largamente esperado durante toda la jornada, "Fernando Alonso ha estado sometido a un proceso de 'reintegración'", de acuerdo con la normativa de la competición, y la FIA está atendiendo a la petición formal de McLaren de permitir competir al asturiano.

"Como las heridas del piloto se descubrieron varios días después del Gran Premio de Australia, la reintegración no encaja estrictamente con el texto" de la normativa, indicó el comunicado oficial.

"En consecuencia, los jueces han aceptado el consejo del delegado médico de la FIA, quien, en consulta con el oficial médico jefe del Gran Premio de China y los médicos del piloto, aconsejan que se considere al piloto como provisionalmente en forma para participar en el evento", añadió.

"Dadas estas circunstancias excepcionales, y tras escuchar al equipo, los jueces han decidido librar al piloto del cumplimiento estricto del artículo 3(b) del Capítulo II del Apéndice L (del Código Deportivo Internacional de la FIA), y basarse en su lugar en el artículo 3(a), que se ha cumplido" y le permite correr, precisó.

Con todo, este viernes "deberá someterse a un nuevo examen inmediatamente después de la prueba FP1 (los primeros entrenamientos libres, por la mañana), para determinar su futura capacidad para participar en el resto del evento", concluyó el documento, firmado por el responsable de prensa de la FIA, Matteo Bonciani.

Hamilton sancionado con cinco puestos de retraso

El triple campeón del mundo Lewis Hamilton será penalizado con cinco puestos de retraso en la parrilla de salida del Gran Premio de China de Fórmula 1, debido a un cambio antirreglamentario de la caja de cambios de su monoplaza, anunció este jueves la escudería Mercedes.

El británico, que logró las dos primeras poles de la temporada, está a 17 puntos en la clasificación del Mundial de su compañero de escudería Nico Rosberg, ganador de los dos Grandes Premios disputados (Australia y Bahrein).


Fuente: EFE y AFP