Algo huele mal

El técnico de Nacional, Gustavo Díaz, fue sincero. “El rendimiento no fue bueno y perdimos bien. Asumo la responsabilidad por eso y por el resultado porque soy el entrenador"

El técnico de Nacional fue sincero. “El rendimiento no fue bueno y perdimos bien. Asumo la responsabilidad por eso y por el resultado porque soy el entrenador. No hemos logrado ser efectivos y no hemos jugado bien en defensa ni en ataque. No hemos sido sólidos en ninguno de los dos aspectos”, dijo Gustavo Díaz después del partido del sábado frente a River Plate.

Fue la primera vez que el entrenador admitió abiertamente su responsabilidad en el flojo funcionamiento del equipo.

También dijo que los resultados muestran notoriamente la dependencia que Nacional tiene de Recoba. Díaz eligió el camino de la franqueza y no como en derrotas anteriores.

A Díaz, que llegó de manera polémica a Nacional porque tenía contrato con Defensor Sporting, se le está llenando el camino de espinas. Primero fue el dirigente Alejandro Balbi quien lo criticó ácidamente después de quedar afuera de la Sudamericana.

El sábado fueron los hinchas los que lo criticaron con dureza en el Parque Central y desde la audición partidaria Pasión tricolor, ya piden su cabeza.

Después de perder frente a Cerro, culpó al estado del campo de juego. “Cuando el piso no está bien el fútbol se empareja para abajo y cualquiera puede ganar”, expresó, y luego señaló que “entrenamos para jugar en buenos pisos”.

Agregó que “terminamos con cuatro delanteros y un enganche buscando ganar”. Dijo que después del gol de Cerro, “el rival se retrasó, la cancha perjudicó y no encontramos los espacios para hacer circular la pelota, entonces se hizo un partido largo, sin velocidad y donde el rival presionó con efectividad”.

Luego de caer ante El Tanque, derrota que le costó el primer puesto en la tabla de posiciones, Díaz dijo: “Fue una derrota dura y que no esperábamos en este momento del torneo, pero seguimos dependiendo de nosotros, que es lo importante. En los últimos torneos Nacional ha demostrado esa fortaleza que tiene para afrontar momentos difíciles”.

Reconoció que “perdimos bien, porque no jugamos en buena forma y sobre todo no supimos manejar el partido”. Al tricolor le faltó profundidad y el Chavo explicó que fue precisamente porque no se hizo lo planificado. “No nos sorprendió en nada El Tanque, porque sabíamos que era un equipo que se defendía bien y salía rápido al ataque. No llevamos el juego a donde más nos servía a nosotros, porque nos convenía hacer un partido corto y sin embargo se hizo demasiado largo, en el que se desgastaron mucho los volantes”. Repitió que tenía confianza en que el grupo iba a salir adelante.


Populares de la sección

Comentarios