"Aguada motiva siempre"

De estar en la vereda de enfrente, Diego García disfruta ahora del empuje de una hinchada única

Los hermanos de Diego García, Gabriel y Federico, son hinchas de Welcome. Su madre, Isabel, es de Aguada. Él se formó en la W pero hizo toda su carrera en mayores en Defensor Sporting, hasta que para la presente Liga Uruguaya pasó a jugar al aguatero.

"Mi madre ahora está muy contenta, pero me peleo con mis hermanos", afirma a las risas el base de Aguada, figura clave el miércoles en el primer partido del playoff reclasificatorio donde el aguatero venció a Welcome 89-86.

Aguada accedió a esa instancia tras zafar del descenso y Welcome lo hizo al terminar sexto en la Súper Liga, razón por la que arrancó la serie pactada al mejor de cinco partidos 1-0 arriba, por ventaja deportiva.

"El del miércoles era un partido fundamental para empatar la serie", dice García, de 23 años .

El base fue clave al repartir 10 asistencias explotando el juego del pívot Chris Massie y del ala-pívot debutante John De Groat.

El ex San Martín de Corrientes, de Argentina, llegó luego de que deambularan por el puesto Andrew Feeley, Alex Franklin (un solo partido), Marcus Melvin (llegó fuera de forma) y Rashad Bell (tres partidos).

"Durante todo el torneo nos ha costado tener una estructura de juego con los roles bien definidos. La tarea más difícil que he tenido es tener contentos a todos y el miércoles se dio eso: repartir bien el juego y que todos se sintieran cómodos", comenta.

Pero también le tocó bailar con la más fea: marcar al siempre inspirado Gustavo "Panchi" Barrera.

Aunque ahí García relativiza sus méritos: "La defensa sobre Panchi es colectiva porque todo el tiempo le están poniendo cortinas y siempre saca una de más y es muy complicado. La idea es molestarlo lo más posible, pero tenemos que mejorar porque así y todo nos hizo 25 puntos y dio 12 asistencias".

"Más allá de lo individual me quedo con las formas: Aguada jugó como equipo, antes nos pasaba que en los momentos malos el equipo se caía y quería reaccionar a través de impulsos individuales", afirma el armador.

Diego García
Diego García
Diego García

El antes y el después de esta campaña aguatera está en el cambio de entrenador. Porque para el arranque se apostó al español Curro Segura que tras 12 partidos (cuatro victorias y ocho derrotas) fue cesado para que llegara Javier Espíndola.

"Con Curro el trabajo fue excepcional, pero nosotros como equipo hicimos las cosas mal. En parte le pesó no haber conocido al medio, pero su trabajo fue espectacular. Teníamos que cambiar la actitud, dar más", explica.

"Con Javier cambiaron los métodos. Cambió la rotación con el reingreso de Timothy Jennings, la reestructura de la ofensiva: hay mayor insistencia para poner la pelota abajo", agrega.

Pero más allá de las variantes, García entiende que fue el ritmo de competencia lo que fue mejorando al equipo: "Era obvio que íbamos a mejorar durante el torneo porque somos un equipo nuevo con jugadores que vienen de distintas escuelas".

Él tiene raíces de Welcome pero escuela de Defensor Sporting: "Empecé a los cinco años con Welcome y cuando el proyecto de formativas empezó a decaer me llamaron de Defensor Sporting donde se había ido Santiago Canto, el técnico que me formó".

"A los 15 años me cambié por primera vez con el primer equipo y jugué un partido. Al año empecé a practicar con el plantel principal, a los 17 me cambiaba siempre y a los 18 arranqué a jugar fijo", recuerda.

Fue campeón en la temporada 2009-2010 con escasos minutos de participación. Pero el torneo que recuerda con más cariño es el de 2012-2013 cuando llegó a las finales con Aguada cayendo en siete peleados encuentros.

"Llegamos a estar peleando el descenso hasta que ganamos 11 partidos seguidos; no nos daba nadie en la final y llegamos", agrega.

Pero ahí estaba Aguada, el de la hinchada que siempre se hace sentir: "Jugar contra Aguada motiva siempre. Los partidos con más marco de público hacen que sea más fácil concentrarse, sea a favor o en contra, así te insulten, cosa que te puede dar rabia, o te alienten, que es un apoyo extra porque siempre jugamos a cancha llena y ganes o pierdas siempre están. A mí me recibieron muy bien, la gente valora el esfuerzo pese a los resultados", afirma. Mamá Isabel chocha. Pero los hermanos no: están al firme con la W.

Diego García en cifras

10 Asistencias. Fueron las que repartió el miércoles para el triunfo de Aguada ante Welcome donde además bajó nueve rebotes y robó cuatro pelotas.
1,9 Recuperos. García está cuarto en la tabla de robos con un promedio de 1,9 y quinto en la de asistencias con 5,9. Además promedia 9,5 puntos.

La frase

"En 2013 perdimos las finales con Aguada pero en 2014 nos tomamos revancha y les ganamos en semifinales. Es raro decirlo estando acá, pero nos sacamos una espina".

El previo

Aguada jugará este viernes contra Welcome, desde la hora 21.15 en el Palacio Peñarol, el segundo partido del playoff reclasificatorio. La serie está igualada 1-1 y es al mejor de cinco encuentros. También se medirán hoy Urunday Universitario-Larre Borges en cancha de Urunday que están 1-1 tras el triunfo del estudioso 82-67, y Olimpia-Biguá en Tabaré, serie que está 2-0 a favor del elenco de Villa Biarritz que en el primer encuentro ganó 102-89.


Populares de la sección