A Murray, Wimbledon le sienta bien

El escocés derrotó a Jo-Wilfried Tsonga y pasó a semis donde jugará con Tomas Berdych

El tenista británico Andy Murray, ídolo local, se impuso al francés Jo-Wilfried Tsonga por 7-6 (10), 6-1, 3-6, 4-6, 6-1, y se medirá en semifinales de Wimbledon al checo Tomas Berdych.

Murray, segundo jugador del mundo, se dejó remontar dos mangas ante el nº 12, que no había perdido ninguno de los encuentros que había disputado a cinco sets, pero acabó recomponiéndose y anotándose el partido en casi cuatro horas.

"Fue un partido muy duro, en particular al final del cuarto set", explicó el escocés al término del encuentro.

"Tsonga es un muy bien jugador, es uno de los mejores del mundo en hierba, y dio algunos golpes extraordinarios", agregó, explicando cómo el francés volvió al partido. "Hay que darle el crédito", añadió.

Sobre el checo Tomas Berdych, su rival en semifinales, Murray pronosticó "un partido muy duro. Ha estado ya en una final, ha ganado a Djokovic y Federer en Wimbledon", recordó.

El escocés de 29 años se halla ahora ante una oportunidad inmejorable de conquistar su segundo Wimbledon, ante la ausencia del número uno mundial, Novak Djokovic, eliminado en tercera ronda.

La otra semifinal la disputarán el suizo Roger Federer (3º) y el canadiense Milos Raonic (7º).

Murray, ganador en 2013, alcanzó su séptima semifinal en el torneo londinense, la vigésima en torneos del Grand Slam. Es además la tercera vez que llega a esta instancia en Wimbledon.

Pese a ello, sólo ha ganado dos títulos grandes, el mencionado de Wimbledon y el Abierto de Estados Unidos de 2012.

El escocés se ha convertido, junto a la selección de fútbol de Gales, semifinalista del Euro-2016, en la gran esperanza deportiva británica del momento, en un momento en que el país se encuentra todavía conmocionado por el Brexit.